Los líderes militares han mentido al presidente Moon Jae-in sobre el Thaad

Cuatro componentes del sistema antimisiles fueron entregados sin que el presidente lo supiera. El ministro de Defensa ha admitido la presencia del sistema de misiles y de radar sólo después de una investigación interna. Las nuevas armas se mantienen en una base militar de Estados Unidos en espera de ser montados. No antes, sin embargo, que el parlamento de Corea del Sur de su aprobación. Sobre la historia pesa la irritación de China que se siente amenazada en su seguridad nacional y anuncia venganza

 


Seúl (AsiaNews / Agencias) - El Ministerio de Defensa ha ocultado al presidente Moon Jae-in de la entrega por parte de Estados Unidos de cuatro nuevos componentes del escudo antimisiles Thaad para contrarrestar la amenaza de misiles de Corea del Norte. Las cuatro estaciones de lanzamisiles fueron introducidos en el país sin que la nueva administración lo supiera. Ahora se mantienen en una base militar en los Estados Unidos. "Los funcionarios militares de Corea del Sur lo han mantenido en silencio a propósito de esta información", recalcaron en la Oficina Presidencial designada por el presidente Moon para encontrar la verdad detrás de un acceso no autorizado. La mención de los cuatro nuevos lanzadores fue eliminado en los documentos presentados a Moon Jae-in durante los actos de su toma de posesión.

La Corea del Sur ya había aprobado el año pasado el sistema Thaad (High altitude area defence terminal) para protegerse contra las amenazas de Corea del Norte. A pesar de la dura oposición de la China, que considera que el Thaad podría socavar su seguridad nacional. Se sabía que dos lanzadores de misiles ya estaban activos en el condado sureño de Seongju, pero la existencia de las otras cuatro posiciones que llegaron nunca había sido anunciado.

"Todos los funcionarios militares que participan en la producción de un informe falso admitieron que estas partes fundamentales han sido eliminados en el proceso de edición", dijo Yoon Young-chan, un portavoz de Moon. El ministro de Defensa Han Min-koo más tarde admitió la presencia de los nuevos lanzadores en una conversación telefónica con Moon ayer. Han fue nombrado por el presidente, Park Geun-hye y está a la espera del nombramiento de su sucesor.

Los nuevos lanzadores han llegado a Corea del Sur antes que Moon Jae-in asumiera el cargo el 10 de mayo, confirmó la oficina presidencial. Los líderes militares no han dado ninguna explicación sobre la razón de su omisión, pero se nota las preocupaciones de Moon Jae-in sobre el Thaad, un proyecto que quiere poner en discusión, sobre todo en relación con las objeciones chinas y las consiguientes amenazas de represalias políticas y económicas. En particular, el nuevo presidente dijo que el proyecto será discutido y aprobado por el Parlamento antes de ser implementado. La administración de Moon quiere obtener una "legitimidad procesal" en el despliegue del Thaad argumentado que la administración de Park no tuvo consenso público sobre la decisión política de seguridad.

Cada batería Thaad consta de seis lanzadores en un camión, 48 interceptores (ocho por cada lanzador), un sistema de control antincendios y comunicación y un radar AN / TPY2.

La Iglesia católica de Corea del Sur desde hace tiempo es al despliegue del sistema Thaad para no hacer de la península corana el centro de una nueva Guerra Fría.

Thaad.jpg