Onu y Myanmar, un acuerdo para el retorno de los refugiados a Rakhine
de Lawrence Jangma Gam

Naypyidaw se compromete en una rápida solución y predispone todas las acciones necesarias para recibirlos. El Programa para el desarrollo (UNDP) y el Consejo por los derechos humanos (UNHRC) de la Onu acompañarán al gobierno con soluciones completas y duraderas. El Card. Bo entrega a Aung San Suu Kyi una donación de 300 mil euros de parte del Papa Francisco.  


Yangon (AsiaNews)- El gobierno de Myanmar y dos agencias de la Onu han firmado un memorándum de acuerdo (MoU) para la asistencia en el proceso de repatrio de los refugiados de Ralhkine, entre los cuales los Rohingyás. Este acuerdo se lo logró ayer en el National Reconciliation and Peace Center di Naypyidaw, en presencia de la delegación de la Onu y del ministro birmano del Trabajo, de la Inmigración y de la Población (MoLIP). El acuerdo memorándum es el resultado de un acuerdo bilateral entre Myanmar y Bangladés para el retorno voluntario, seguro y digno de los refugiados en Myanmar.

Naypyidaw se compromete en una rápida solución y predispone todas las acciones necesarias para recibirlos. El Programa para el desarrollo (UNDP) y el Consejo por los derechos humanos (UNHRC) de la Onu acompañarán al gobierno con soluciones completas y duraderas. El rol de las dos agencias está definido por el acuerdo: evaluarán y trabajarán en la reconstrucción y en el desarrollo de las potenciales áreas de reinserción; apoyarán el acceso de los medios de sustentamiento y promoverán la cohesión social entre las comunidades musulmanas y budistas.

La firma del MoU (foto 1) cierra los diálogos iniciados el pasado 31 de mayo (foto 2) y fue recibida favorablemente por el ministro de la Unión para la Oficina del Consejero de Estado, U Kyaw Tint Swe. En esta hay participado diplomáticos, embajadores, altos funcionarios de la Onu, ministros de Myanmar, funcionarios gubernamentales y huéspedes ilustres.

Anteayer, Naypyidaw había dispuesto el nombramiento de U Toe Oung como consejero del presidente de la Union Enterprise for Humanitarian Assistance, Resettlement and Development in Rakhine (Uehrd),con la iniciativa de la líder democrática Aung San Suu Kyi, el pasado octubre el gobierno se comprometió para poner en práctica las directivas de la Comisión consultora sobre Rakhine conducida por Kofi Annan.

Ya desde su institución, la Iglesia birmana apoyó y promovió lo obrado por la UEHRD. A pocos días de su última visita a Rakhine, el otro día el card. Charles Maung Bo, arzobispo de Yangon, se encontró con la Señora y con Thura U Aung Ko, ministro para la Cultura y los Asuntos religiosos. El purpurado entregó a ellos una donación en dinero que provenía de la Santa Sede (foto 3-4). Durante su histórico viaje apostólico a Myanmar (27-30 de noviembre d 2017), el Papa Francisco había donado al arzobispo de Yangon 300 mil euros, como contribución de la iglesia para la resolución de la crisis en el Estado occidental.

 

 

MYANMAR_-_0607_-_Rakhine_-_MoU.jpg MYANMAR_-_0607_-_Rakhine_-_MoU.jpg MYANMAR_-_0607_-_Rakhine_-_MoU.jpg MYANMAR_-_0607_-_Rakhine_-_MoU.jpg