P. Sebastiano D’Ambra: La reconstrucción de Marawi parte del compromiso de las mujeres

Entre mayo y octubre de 2017, la ciudad meridional estuvo siempre en el centro de sangrientos enfrentamientos entre las fuerzas del gobierno y un grupo terrorista inspirado en el Isis. Desde hace más de 40 años en Mindanao, el sacerdote es el fundador de Silsilah, movimiento para el diálogo islámico-cristiano. Las últimas iniciativas demuestran que “tantos buenos musulmanes y cristianos de Lanao están listos para reconstruir con esperanza los muchos corazones destrozados”.

 


Zamboanga (AsiaNews) – La reconstrucción de Marawi, ciudad devastada por el asedio islamista del año pasado, “comienza de la colaboración de musulmanes y cristianos y sobre todo del compromiso de las mujeres Maranao (etnia islámica) para el diálogo y la paz”. es cuanto emerge de las últimas experiencias promovidas por Silsilah, movimiento para el diálogo islámico-cristiano fundado por el p. Sebastiano D´Ambra en 1984, del misionero del Pontificio Instituto Misiones Extranjeras (PIME), desde más de hace 40 años el sacerdote desarrolla su obra pastoral en la isla de Mindanao, donde está concentrada la comunidad islámica del país.

Entre mayo y octubre de 2017, la región estuvo en el centro de sangrientos enfrentamientos entre las fuerzas del gobierno y los Maute, grupo terrorista inspirado en el Estado islámico (ISIS) que guió la ocupación de Marawi. Las violencias causaron la muerte de al menos 1.131 personas y suscitó las tensiones étnico-religiosas en el territorio.

“Recordaremos el asedio como una triste historia de violencia-afirma el p. D´Ambra-Reflexionando sobre esta triste cuestión, deseamos todavía afirmar que entre las divisiones y los conflictos está aún la esperanza. La experiencia de Silsilah de los últimos días afirma que tantos buenos Maranao y cristianos de Lanao están listos para reconstruir con esperanza los muchos corazones destruidos”.

El 22 y el 23 de agosto pasados, las ciudades de Iligan y Marawi (en las provincias de Lanao del Norte y del Sur) han hospedado los dos últimos encuentros organizados por el movimiento. Tomaron parte diversos líderes de las comunidades locales, en particular mujeres Maranao, jóvenes, coordinadores de Silsilah provenientes de otras ciudades, además de viejos y nuevos benefactores.

El programa de Iligan se realizó en el Instituto por la Paz y el Desarrollo (IPDM) de la  Mindanao State University, contando con la presencia de muchos ex estudiantes del ateneo. Entre éstos estaban también el p. Teresito “Chito” Suganob, que fue rehén por 4 meses en manos de los yihadistas Maute.

“Esta fue también la ocasión para relanzar el Fórum Silsilah regional de Lanao- cuenta el p. D´Ambra- el día segundo en Marawi hemos relanzado el Silsilah Fórum local, iniciativa lanzada por primera vez en 2009”.

El misionero afirma que “entre las personas que más se distinguieron durante las actividades, está Jamila-Aisha Sanguila”, docente de Historia islámica y primera coordinadora musulmana del Fórum de Marawi en el momento de su primer lanzamiento. “La encontré durante mi precedente visita a la ciudad, el pasado 16 de febrero y le pedí que me ayudara a re-proponer la experiencia de la mesa redonda-concluye el p. D´Ambra-. Estaba lista para aceptar el desafío y gracias a su inventiva y desde ese momento Silsilah encontró nueva energía y esperanza para el territorio de Lanao, con particular atención en Marawi”.

 

FILIPPINE_-_0905_-_Silsilah_-_01_ok.jpg FILIPPINE_-_0905_-_Silsilah_-_01_ok.jpg