Daca: huelga de textiles con enfrentamientos entre trabajadores y la policía. Un muerto

Las manifestaciones son el primer banco de prueba para Sheik Hasina, reelegida por cuarta vez. El gobierno aumentó los sueldos para lo que fueron empleados recientemente. En Bangladés hay 4.500 empresas textiles que exportan ropa por el valor de 26,2 mil millones de euros.

 


Daca (AsiaNews/Agencias) – El balance de los enfrentamientos entre los trabajadores textiles y los agente uniformados con equipos antidisturbios, es de un muerto y 50 heridos. Los hechos sucedieron en el barrio de Savar (periferia de Daca). Desde hace 3 días los trabajadores de las industrias manufactureras del “triángulo” de lo textil (Daca, Gazipur, Savar) están de huelga por la nueva estructura salarial, que favorece a los nuevos contratados. Para conseguir la calma, Monnuzan Sufian, neo-elegida ministro del trabajo y del empleo, aseguró que corregirá “las discriminaciones salariales, cuando las haya, dentro de un mes.

La víctima se llamaba Sumon y tenía 22 años. Él fue alcanzado por una bala disparado por los agentes en la zona de Ulail. Junto a miles de personas, el joven ´protestaba contra el aumento concedido a los recién contratados en el sector manufacturero. Con una decisión entrada en vigor a fines de diciembre, el sueldo mensual sube de 5.300 a 8 mil taka (de 52 a 82 euros) para los empleados del 7° nivel, mientras que para los trabajadores con una antigüedad de 7.8 años es sólo de 500 taka (cinco euros).

Las manifestaciones son el primer banco de prueba para la Premier Sheik Hasina, apenas reelegida para su cuarto mandato a la guía del país. En Bangladés el sector textil y en particular la producción destinada a la confección de prendas de exportación, representa una parte importante para la economía. El país es el segundo en el mundo por la exportación de ropa, después de China. En el territorio existen 4.500 empresas que mueven un negocio de 30 mil millones de dólares (26,2 mil millones de euros). Aquí se encuentran las fábricas de las grandes marcas occidentales- ya sea de lujo como de “low-cost” – del calibre de H&M, Zara, Walmart, Tesco, Kappa, Tommy Hilfiger y Calvin Klein. El sector emplea sobre todo a mujeres y está escasamente está regulado por normas. Son frecuentes los accidentes de trabajo. El desastre más grave fue en 2013 cuando se derrumbó el complejo de Rana Plaza, en el cual murieron más de 1,300 personas.

BANGLADESH_-_0108_-_Tessile.jpg