Tokio, las mujeres excluidas de la entronización de Naruhito

El príncipe será el emperador del Trono del Crisantemo el próximo 1° de mayo. El gobierno japonés decidió que estarán presentes en la ceremonia solamente los hombres de la Casa Imperial y los representantes del ejecutivo. Pero, entre éstas hay una señora. Una elección que “respeta la historia”, pero desencadena polémicas en el país.

 


Tokio (AsiaNews/Agencias) – En la ceremonia de entronización del próximo 1° de mayo, que marcará el inicio de una nueva era imperial para Japón, estarán presentes solamente los hombres de la familia imperial. Lo confirmó esta mañana el gobierno japonés. La elección fue tomada “respetando las tradiciones”, pero desencadenó diversas polémicas en el país.

La ceremonia es conocida como “Kenji to Shokei no Gi”. En el curso del evento, que iniciará a las 10,30 de la mañana, el nuevo emperador recibirá los símbolos de su mandato: entre éstas, una espada sagrada y las joyas de la familia. Junto a Naruhito, que toma el puesto del padre Akihito, estarán presentes el príncipe Akishino (su hermano) y el príncipe Hitachi (su tío).

Por lo tanto, excluidas las mujeres de la Casa Imperial, sobre la base- explica una nota del gobierno- de la tradición que prohibe a quien “no entra en la sucesión imperial” poder participar. En cambio, estará presente Satsuki Katayama, ministro mujer del Gabinete de Shinzo Abe, en calidad de “observadora”.

Diversos periódicos japoneses reportan hoy la decisión del ejecutivo. Entre los comentarios online, muchos firmados por mujeres que protestan contra una decisión definida “arcaica” y “lejana del espíritu del tiempo”. En las redes sociales, además, circula la petición que pide abrir la línea dinástica imperial también a las mujeres de la Casa del Crisantemo.
 

giappone_-_famiglia.jpg