01/08/2017, 11.52
FILIPINAS
Enviar a un amigo

En Manila, se concluyó la conferencia sobre la Nueva Evangelización con los obispos Auza y Fisichella

de Santosh Digal

La Universidad de Santo Tomás hospedó, del 28 al 30 de julio, a 7.000 delegados. El Arzobispo Bernardito Auza, Observador permanente de la Santa Sede en las Naciones Unidas, nacido en Talibon (Filipinas) exhortó a los presentes a trabajar por la paz en las familias. El italiano Rino Fisichella, presidente del Pontificio Consejo para la Promoción de la Nueva Evangelización, pidió promover la dignidad de la vida humana, siendo ésta una responsabilidad moral de todos. 

Manila (AsiaNews) – La tarea de la evangelización fue reafirmada en la cuarta Conferencia de las Filipinas por la Nueva Evangelización, que se desarrolló del 29 al 30 de julio en la Universidad de Santo Tomás, en Manila.

"Los mensajes que más eco han tenido en la conferencia nos han ayudado a hacer memoria del hecho de que todos necesitamos comprometernos para difundir los valores cristianos en nuestras familias y en la sociedad”, explicó a AsiaNews Mary García.

García es uno de los 7.000 delegados que han participado en el convenio, entre los cuales se cuentan obispos, sacerdotes, monjas, jóvenes, mujeres y estudiantes, en representación de todo el país.

Se analizaron las actividades desarrolladas y se trabajó para introducir nuevos métodos para evangelizar las culturas y la sociedad de un modo más eficaz. En efecto, el foco de la conferencia estuvo puesto en el discernimiento de nuevos métodos para promover la evangelización como los nuevos medios, los nuevos movimientos y la evolución del diálogo inter-religioso.

Uno de los oradores más escuchados fue el Arzobispo Bernardito Auza, Observador permanente de la Santa Sede en las Naciones Unidas, nacido en Talibon (Filipinas). Él exhortó a los participantes a, antes de cualquier reacción,  rezar el rosario todos los días y encomendar el país a la Beata Madre. En particular, pidió a todos promover ante todo la paz, y la solidaridad en las familias.  

Luego fue el turno del arzobispo italiano Rino Fisichella, presidente del Pontificio Consejo para la Promoción de la Nueva Evangelización. Pidió promover la dignidad de la vida humana como una responsabilidad moral de todos los hombres: “Para nosotros la vida tiene un significado particular porque es un don del Señor”.

Al referirse al contexto de los homicidios vinculados al mundo de la droga, contra la cual está luchando el actual presidente de la Filipinas, y al fuerte impulso orientado a la contracepción presente en una ley promulgada por el presidente anterior,  Fisichella subrayó que la enseñanza católica pide a los fieles trabajar para la protección del derecho a la vida, valiéndose de medios eficaces y pacíficos.

En el ámbito de la cuarta conferencia sobre la nueva evangelización, también intervino el cardenal de Manila, Luis Antonio Tagle, al sostener que proclamar a Jesús y su mensaje conforma la actividad cotidiana del cristiano.  

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Card. Tagle: ‘El encuentro es la chiave para el camino del diálogo’
30/01/2020 13:44
Card. Tagle: Comunidades católicas de base, "núcleos" de la Nueva evangelización
17/06/2014
Cardenal Tagle: Formar trabajadores sociales para brindar a los pobres un 'servicio de calidad'
14/12/2019 11:48
El Card. Tagle bautiza a 450 niños de la calle
30/09/2019 13:34