11/01/2017, 15.04
NEPAL

Episodios de violencia sectaria entre hindúes y musulmanes en el Sur de Nepal. Huyen cientos de jóvenes

Christopher Sharma

Los enfrentamientos se desencadenaron tras la muerte de un hindú, asesinado por no querer participar en la fiesta en ocasión del cumpleaños de Mahoma. Los hindúes temen que ocurran nuevos hechos de violencia; algunos seguidores del islam fueron arrestados por homicidio. Párroco de Katmandú: “Rezamos por la paz”.

Katmandú (AsiaNews) – Cientos de jóvenes y hombres hindúes y musulmanes huyeron de un pueblo del sur de Nepal, y no se ha sabido más de ellos. La huida precipitada se inciió el mes pasado, luego de que el asesinato de un hindú en la localidad de Bidhyanagar desencadenara una ola de violencia entre fieles de las dos comunidades religiosas. Los hindúes huyen porque el pueblo es mayoritariamente islámico y temen sufrir nuevas agresiones; los musulmanes se dieron a la fuga para evitar ser arrestados por la policía y para no ser incrinminados por violencia sectaria. El Pbro. Ignatius Rai, párroco de la catedral de la Asunción de Katmandú, explica a AsiaNews: “Todos los grupos religiosos son libres de profesar su fe, y debemos respetarnos unos a otros. Todo hecho de violencia y homicidio en nombre de la religión debe ser condenado”.

La situación se precipitó el día de la fiesta del nacimiento de Mahoma [que fue celebrado el 12 de diciembre pasado – ndr], cuando Munnalal Yadav, hindú, fue apaleado a muerte por algunos musulmanes por hallarlo “culpable” de haberse negado a aceptar la invitación a participar en las celebraciones.

El hombre fue asesinado y su hermano, Tilakram Yadav, de 52 años, quedó gravemente herido. “No pude huir, a causa de las heridas -cuenta- pero ya son más de 100 los hombres que han huido. El pueblo entero vive con miedo de que se produzcan venganzas y enfrentamientos entre hindúes y musulmanes”. Nazima Badhai, de 60 años, agrega: “Mi marido y mi hijo huyeron después de los disturbios, En el pueblo sólo han quedado las mujeres con los niños y algunas personas muy ancianas. Somos pobres y estamos enfermos, y no podemos movernos de aquí”. “Si alguien llegara a atacarnos -continúa con resignación- no sabríamos cómo defendernos. Esperamos que el Estado nos proteja”.

En el pueblo de Bidhyanagar, situado en el distrito de Kapilvastu [que en el pasado fuera escenario de episodios de violencia sectaria entre las dos comunidades, ndr], viven 124 familias en total, de las cuales 100 son musulmanas y 24 hindúes. Los choques han provocado varios heridos y algunos policías fueron destinados al lugar a fin de restablecer el orden. Los agentes han arrestado a seis personas, pero las investigaciones se encuentran estancadas debido a la fuga de muchos sospechosos.

En el mismo día del festejo por el cumpleaños del profeta, sucedieron hechos similares en la localidad de Matehiya, en el distrito de Banke (en el sudoeste del país), provocando la muerte de dos personas. Los asesinatos han detonado todavía más violencia y el daño de viviendas y lugares de culto. Mientras el hijo del hindú asesinado en Bidhyanagar exige justicia para su padre y “que los musulmanes culpables sean castigados”, el padre Rai invita a todos a “rezar por la paz y la tolerancia”.  

Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Nepal, Marido hindú quema viva a su esposa;quería una dote más rica
19/03/2014
Jammu y Cachemira: Violación grupal de Asifa Bano, ocho años. La protesta de la sociedad
13/04/2018 19:24
Molucas, temores de nuevos enfrentamientos islamo-cristianos: 4 muertos y decenas de casas en llamas
01/08/2014
El card. Bo sobre Rakhine: ‘Con la justicia, la paz es posible’
27/09/2017 14:23
Haryana, arrestado el "gurú homicida". Muerto un niño y cinco mujeres
20/11/2014