20/06/2016, 14.39
IRAK
Enviar a un amigo

Erbil, la Iglesia caldea reflexiona sobre los desafíos de la misión entre yihadismo y migración

Se abre hoy en el Kurditán iraquí dos días de encuentro entre el Patriarca, obispos y sacerdotes. El sacerdote debe ser testigo de Cristo “no a palabras, sino con el ejemplo”. Un suceso la jornada de ayuno y oración en solidaridad con los musulmanes por el Ramadán. Juntados cincuenta mil euros para los evacuados de Anbar y Fallujah.

Erbil (AsiaNews)- Relanzar la acción y la obra pastoral de la Iglesia iraquí y la misión en el país y entre las comunidades de la diáspora, reforzando “nuestra fe y nuestra esperanza”. Asumir la “responsabilidad” de cuánto “está sucediendo” en una nación y en una región caracterizada por “saqueos, devastaciones, violencias y migraciones”. Con este espíritu se inauguró hoy la cumbre de la Iglesia caldea de dos días de duración, que se reúne el 20 y el 21 de junio en Erbil, en el Kurdistán iraquí, para repensar en la obra de evangelización y en el rol del sacerdote en la comunidad. En el área han encontrado refugio centenares de miles de cristianos que han huido de Mosul y de la llanura de Nínive, con la llegada del Estado islámico (EI) en el verano de 2014.

En una nota publicada en el sitio del patriarcado caldeo, firmada por Mar Louis Raphael Sako I, el encuentro del clero caldeo fue presentado como una ocasión para reflexionar ante los “rápidos cambios políticos y sociales” que se verificaron en Irak en el último decenio.

A partir de la invasión estadounidense y la sucesiva caída del raís Saddam Hussein, la nación ha vivido un cambio que “ha golpeado a todas las clases sociales”. Un cambio político, social y humano que ha afectado incluso “la vida misma del sacerdote” y que, en este Año de la Misericordia convocado por el Papa Francisco, debe convertirse en punto de partida para renovar la misión.

El futuro de la comunidad caldea se basa, en gran parte, enla calidad de su clero; razón que está en la base del encuentro de Erbil, donde está el deseo por parte de los vértices de la Iglesia local de “encontrar un nuevo estilo de gestión” de los desafíos y responder a las necesidades de los fieles “en el país natal y en la diáspora”.

A esto se suma el propósito de encontrar “nuevas modalidades” para “vivir el camino sacerdotal”, un servicio que pide “una preparación atenta” desde el punto de vista cultural y psicológico. “El sacerdote  -se lee en la nota patriarcal- debe ser testigo de Cristo” y vivir con la propia gente, compartir el corazón “no con palabras, sino con su ejemplo”.

El auspicio, concluye el comunicado patriarcal, es que el encuentro del clero caldeo pueda “dar nueva fuerza” a la misión y ser “fuente de consolación” para la “supervivencia” de la comunidad cristiana iraquí y de “fidelidad” a la “llamada de Cristo”.

En la vigilia del encuentro del clero, el patriarcado caldeo al final quiso subrayar el suceso de la jornada de ayuno y oración que se realizó el pasado viernes 17 de junio, en “solidaridad” con los musulmanes en el mes sagrado de Ramadán. Compartir el ayuno y la oración, explican fuentes del patriarcado,fue “un mensaje de amor y hermandad” y un signo “de respeto” en las relaciones entre musulmanes y cristianos, además del “rechazo a la ideología extremista, a la división y al odio”.

La invitación lanzada por Mar Sako y por la dirigencia caldea fue acogida favorablemente “por parte de muchas iglesias de Bagdad y en todo Irak”, a despecho de algunas polémicas surgidas en los días precedentes, sobre la oportunidad de compartir un precepto característico de otro credo.

En concomitancia con la jornada de ayuno y oración, el patriarcado caldeo finalmente decidió destinar cincuenta mil dólares para la compra de paquetes de comida y de otros artículos de primera necesidad para entregarlos a las familias evacuadas de Anbar y Fallujah, en su mayoría musulmanas. Una iniciativa compartida por muchas familias cristianas de la capital, que han “dado una mano” en modo “silencioso” en la preparación de dicha ayuda.

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Sacerdote iraquí: la cumbre caldea nos empuja a “nuevas vías” para dar esperanza al pueblo
22/06/2016 16:11
El arzobispo de Kirkuk: contra la violencia y el extremismo, una Iglesia "despierta y misericordiosa"
26/05/2016 12:30
Sacerdote iraquí: ISIS, la violencia y las divisiones han generado una “nueva hermandad” con los musulmanes
24/05/2016 14:05
En Erbil la Iglesia caldea relanza la misión en Irak y entre sus comunidades de la diáspora
19/05/2016 13:13