25/04/2019, 16.15
RUSIA-COREA DEL NORTE
Enviar a un amigo

Kim Jong-Un y Putin: un nuevo ‘frente oriental’

de Vladimir Rozanskij

Al igual que su padre y que Mao Tse-Tung, Kim utilizó un tren especial en lugar del avión. En Vladivostok, dio la primera entrevista a un periodista extranjero. Kim tiene la esperanza de obtener ayuda para entablar tratativas con los EEUU. Putin quisiera construir un puente sobre el río Tumen, en la frontera entre los dos países. Pero las empresas rusas son reticentes a invertir en Corea del Norte.

Moscú (AsiaNews) - El líder norcoreano Kim Jong-Un llegó ayer a Vladivostok, usando el tren. Al igual que Mao Tse-Tung, él prefiere viajar en tren, ya que no les gustan los aviones. Kim utilizó la misma formación de vagones acorazados que utilizaba su padre. En Rusia, llegó a ser legendaria “la cama de Mao”, construida a medida para el vagón especial. A su llegada, el presidente coreano concedió una breve entrevista, primicia absoluta para un periodista extranjero, el conductor televisivo Pavel Zarubin, a quien le dijo que “llevaba a Rusia el calor de nuestro pueblo” .. “Espero que esta visita sea fructífera y útil, y que durante los coloquios con el respetable presidente Putin yo pueda discutir concretamente sobre la normalización de la situación en la península coreana y sobre el desarrollo de nuestras relaciones bilaterales”. El video completo de la entrevista será transmitido esta noche por el canal Russia1.  

En Vladivostok, el líder coreano fue recibido con un almuerzo que incluyó los mejores platos de la cocina rusa, y se dirigió a una casa de campo en el campus universitario situado en una isla frente al puerto, donde hoy se reunió con el presidente Putin, que acababa de llegar de Moscú. Desde que subió al poder en 2011, Kim Jong-un jamás se había encontrado con Putin y tampoco había visitado Rusia anteriormente. Precisamente en el 2011, su padre, Kim Jong-Il, viajó en tren hasta la localidad de Buriatia, ubicada cerca del Lago Baikal, a unos 3.000 km de su hijo, para reunirse con Medvedev, el presidente ruso de aquél entonces.

El ministro de Defensa ruso, Sergej Shojgu, se reunió con su homólogo coreano No Guan-Chol, expresando el deseo de que la visita de Kim Jong-un conduzca a un fortalecimiento de la colaboración entre Rusia y Corea, inclusive en el campo militar. Él recordó que en el 2018, los dos países festejaron 70 años de relaciones diplomáticas. El encuentro es particularmente significativo en el marco de la VIII Conferencia en materia de seguridad internacional, que se celebra justamente en estos días en la capital rusa y que se ocupa de las situaciones de conflicto en el Oriente Medio, Asia, África y América Latina, con la presencia de ministros de Defensa de 35 Estados y miles de expertos provenientes de todo el mundo.

La visita de Kim Jong-un a Rusia se da tras las tratativas entabladas con el presidente de los EEUU, Donald Trump, en febrero pasado, que se concluyeron sin resultados. Si bien Rusia no pretende proponerse como mediadora entre Kim y Trump, la cuestión de la desnuclearización de todos modos debe ser afrontada en un contexto en el cual Rusia misma se encuentra en fuerte desacuerdo con los EEUU, en vista de su retiro de los antiguos acuerdos vinculados al desarme nuclear. En síntesis, podría recrearse un “frente oriental” siguiendo el espíritu de la Guerra Fría, a tal punto que Pyongyang hace tiempo que se considera un bastión de defensa de las fronteras orientales de la Federación Rusa, y se espera que surja alguna forma de compensación por ello.

Rusia es el segundo socio comercial de Corea del Norte, pero con apenas un 1,5%, frente al 95% del mercado, ocupado por China. No obstante, en vista de que se atraviesa una época de sanciones y contrasanciones, los dos países tienen interés en incrementar el volumen de intercambios comerciales, tanto más, considerando que los productos rusos son muy apreciados por los coreanos. Putin guarda sumo aprecio por los puentes “simbólicos”; después del episodio con el de Kerch en Crimea, apunta a concretar finalmente un puente sobre el río Tumen, en la frontera rusa con Corea del Norte. Pero de momento no existe un acuerdo referido a inversiones, que serían bastante onerosas para ambas partes. Corea ofrece aportar los materiales y la fuerza de trabajo, pero se espera que los capitales sean brindados por Rusia, que no está atravesando contingencias económicas fáciles de sobrellevar.

Las empresas privadas rusas hasta ahora se han mostrado reticentes a la idea de invertir en Corea del Norte, y se presume que el encuentro dé pie a acuerdos de gran envergadura entre los dos Estados, para la provisión de gas y la extensión del tendido ferroviario, que podría brindar a Kim Jong-un un impulso para llegar más allá de los Urales, y poner un pie en el territorio europeo.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Kim llega a Rusia: mañana se reúne con Putin en Vladivostok
24/04/2019 10:45
Vladivostok, se inicia la cumbre Kim-Putin: en la mesa el tema nuclear y la economía
25/04/2019 11:39
Xi va a Corea del Norte para un 'nuevo capítulo' de las relaciones con Pyongyang
19/06/2019 18:09
Washington, Trump deja sin efecto las nuevas sanciones contra Corea del Norte
23/03/2019 12:51
Moon aguarda a Kim Jong-un mientras actúa de mediador con los EEUU
29/03/2019 15:24