03/10/2014, 00.00
MYANMAR
Enviar a un amigo

Myanmar. Que los Rohingya sean "bengalíes" o permanecerán de por vida en los campos para refugiados

El gobierno birmano elaboró una propuesta de ley para encuadrar a la minoría musulmana: aceptar una clasificación hasta ahora rechazada, porque los asimila a los inmigrantes irregulares, y ser ciudadanos; mantener la propia identidad y vivir como reclusos. Hrw: excluida la elección de la etnia y de la identidad.

Yangon (AsiaNews/Agencias)- El gobierno birmano elaboró una propuesta de ley que quiere ofrecer una alternativa- o tomar o dejar- a los casi 1 millón de miembros de la minoría musulmana Rohingya: aceptar una nueva clasificación en la categoría de las minorías étnicas y esperar en la ciudadanía, o vivir recluidos. Por otro lado, la gran mayoría de los 1,1 millones de Rohingya vive en condiciones de aislamiento y apartheid en el Estado occidental de Rakhine; ellos deben pedir permiso a las administraciones locales para desplazarse de los pueblos o de los campos. Aún hoy hay al menos unos 140 mil evacuados internos a causa de las violencias étnicas y confesionales con los budistas Arakan aumentadas en el año 2012 (al menos 200 los muertos), contra las cuales intervino en varias ocasiones la Iglesia católica birmana.

El gobierno de Naypyidaw y muchos ciudadanos brimanos cuando se refieren a los Rohingya utilizan el apelativo de "Bengalíes", subrayando en modo explícito su naturaleza de "inmigrantes irregulares" del vecino país de Bangladesh. Sin embargo, muchas familias viven en la zona de hace generaciones y luchan desde hace tiempo para ver reconocidos sus propios derechos.

El plan propuesto por el ejecutivo entiende proponer a las autoridades Rakhine que se "construyan centros temporáneos en un número adecuado, para cuántos rechazan ser registrados y para aquellos que no presentan los documentos en regla". Sin embargo, muchas familias han perdido sus documentos durante las repetidas olas de violencia o, ya en pasado, rechazaron entrar en la clasificación "bengalí", como previsto por el gobierno según esta nueva disposición.

El proyecto de ley, advierten los promotores, quiere promover la coexistencia pacífica y evitar violencias confesionales y nuevos conflictos entre musulmanes y budistas. Sin embargo, activistas pro derechos humanos, advierten que la norma arriesga confinar a miles de Rohingya, comprendidos a los que ya viven desde hace tiempo en los campos prófugos, en condiciones de "detención permanente" y por tiempo "indefinido".

Aceptar la clasificación de "Bengalí" podría hacer más vulnerables en el futuro a los Rohingya, en el caso las autoridades decidieran "deportarlos a Bangladesh en cuánto inmigrantes irregulares", advierte Phil Robertson, vice director de Asia Human Rights Watch (Hrw). "Uno de los puntos fundantes en tema de derechos humanos- agrega- es el derecho de determinar la propia identidad étnica y social. Esto es justamente lo que el gobierno de Myanmar trata de negar a los Rohingya". Por esto, concluye, no llama la atención que Rohingya "rechacen completamente los esfuerzos del gobierno nacional de encuadrarlos en la voz "Bengalí".

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Lee Ming-cheh, el activista taiwanés arrestado en China, es llevado a juicio
07/09/2017 15:00
Myanmar concede la ciudadanía a 209 prófugos musulmanes, también a los Rohingya
23/09/2014
Más de 100 mil musulmanes Rohingya en fuga por las persecuciones y violencias en Myanmar
27/10/2014
Kuala Lumpur, foro interreligioso lanza el Año de la solidaridad internacional pro Rohingya
11/01/2017 19:16