11/08/2016, 15.03
PAKISTAN
Enviar a un amigo

Pakistán celebra la Jornada de las minorías, pero no garantiza sus derechos

de Shafique Khokhar

Hoy es el 69no aniversario del histórico discurso que Mohammad Ali Jinnah, fundador del Pakistán moderno, diera ante la Asamblea constitutiva del Estado que acababa de nacer. La Jornada fue anunciada para homenajear la contribución dada por las minorías a la edificación de la nación. Líderes cristianos, hindúes y sijs reclaman justicia. Las prioridades: trabajo, educación y el fin de las conversiones forzadas.  

Lahore (AsiaNews) –  El gobierno pakistaní debe recordar su responsabilidad en lo que hace a la protección de los derechos de las comunidades marginadas. Es lo que piden a viva voz los representantes de las minorías religiosas pakistaníes en la Jornada que les está dedicada. Hoy, de hecho, se cumple el 69no aniversario del histórico discurso que diera Mohammad Ali Jinnah, el fundador del Pakistán moderno, ante la Asamblea, en el acto constitutivo del Estado que acababa de nacer (1947).

En el año 2009, el gobierno de Pakistán decidió instituir la Jornada de las Minorías para honrar el servicio brindado y el sacrificio hecho por estas comunidades (hindú, cristiana y sij) en la edificación de la nación. Sin embargo, tras los recientes ataques a miembros de estos grupos, hoy ésta se ha vuelto también una ocasión para recordar los abusos, la intolerancia y las violaciones de derechos perpetradas contra estas personas.  

La discriminación social, afirman algunos líderes, “ya se convertido en la norma, y es reforzada por los discursos de odio, que conducen a incidentes violentos”.  En marzo de 2013,  las viviendas de 100 cristianos fueron quemadas en Lahore por obra de una multitud que los acusaba de blasfemia. En noviembre de 2014, una pareja de esposos de Punjab fue quemada viva con la misma acusación.

Estos episodios, según dicen los líderes de las minorías, forman parte del abuso ininterrumpido de las leyes sobre blasfemia perpetrado en Pakistán. Para homenajear a las minorías de un modo sincero, afirman, el gobierno debería poner en acto algunas medidas concretas.

Ante todo, urge interrumpir la política de reclutamiento de los no musulmanes como recolectores de residuos y barrenderos; excluir de los textos escolares todo material que incite al odio contra las minorías; crear una política que garantice 20 puntos más a los estudiantes de las minorías que quieran inscribirse en la universidad, tal como sucede para los estudiantes coránicos.

Las minorías exigen además la publicación de un informe sobre la utilización de los fondos que el gobierno tiene reservados para las políticas en su favor. El gobierno de Punjab habría destinado 20 millones de rupias a becas de estudio, pero dicha suma jamás fue girada. En 2015-16 el gobierno aumentó el presupuesto total llevándolo a 1 millardo de rupias, pero este dinero jamás fue gastado.

Por último, las comunidades marginadas exigen una acción decidida contra las conversiones forzadas al islam, así como la aprobación de una cuota laboral del 5% para ser reservada a sus miembros.   

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Sindh, el gobierno rechaza la ley contra las conversiones forzadas. Cristianos e hindúes: gran desilusión
09/01/2017 12:52
Lahore, minorías étnicas y religiosas: ponerle fin a la discriminación
12/08/2017 14:02
Líderes de las minorías condenan el asesinato del ministro sij, amigo de los cristianos
23/04/2016 14:12
Faisalabad, una joven cristiana fue secuestrada y, tal vez, convertida por la fuerza
06/06/2019 13:48
Ramadán en Lahore: cristianos y sijs ofrecen el iftar a fieles musulmanes (Video)
04/06/2018 10:18