17/09/2019, 10.12
HONG KONG - CHINA
Enviar a un amigo

Policía de Hong Kong: dispararemos proyectiles letales contra cualquiera que lance cócteles Molotov

de Bernardo Cervellera

La Asociación de policías considera que los cócteles Molotov son una amenaza a la vida. Según los manifestantes, Hong Kong se está deslizando hacia un estado policíaco. Todos los días hay una conferencia de prensa de las fuerzas del orden, mientras la gobernadora calla. Zhao Kezhi, ministro de Seguridad Pública, acompaña a Xi Jinping en su visita a Macao. Los problemas de Hong Kong, tratados como cuestiones de “seguridad nacional”.

Hong Kong (AsiaNews) – La Asociación de Jóvenes Oficiales de Hong Kong ha declarado que de ahora en más, las fuerzas del orden podrán responder con proyectiles letales ante cualquiera que lance cócteles molotov contra ellos. La Asociación, que reúne al 80% de los agentes del territorio, afirma que el lanzamiento de bombas molotov contra la policía constituye una amenaza a su vida y que por tanto, ellos podrán responder, también, con armas letales. 

La declaración fue difundida en la tarde de ayer, al día siguiente de los hechos ocurridos en la manifestación del 15 de septiembre. Durante los enfrentamientos entre la policía y manifestantes radicales, 10 personas vestidas de negro lanzaron al menos tres bombas Molotov contra los agentes. Un vehículo se incendió, pero no hubo heridos. Los policías sacaron las armas, pero no hicieron ningún disparo. 

Según el Observatorio de Derechos Humanos de Hong Kong, la declaración no hará sino crear mayor “confusión”, ya que en lugar de empujar a la policía a poner freno al uso de la fuerza, ésta podría verse impulsada a actuar con mayor violencia. 

Para muchos jóvenes manifestantes, esta medida es una ulterior prueba de que Hong Kong se está deslizando hacia un estado policíaco, donde las fuerzas del orden tienen carta blanca para actuar, con tal de establecer la seguridad. 

Ellos recuerdan sus abusos: el uso excesivo de la fuerza contra manifestantes pacíficos; los proyectiles de goma disparados a la altura de los ojos, cuyo impacto puede provocar heridas graves; una muchacha herida que arriesga perder un ojo; los arrestos “selectivos” de jóvenes vestidos de negro, dejando en libertad a los grupos violentos pro-China; la connivencia con las mafias locales y chinas, como se constató en los incidentes de Yuan Long; el ataque a manifestantes y pasajeros en la estación de Prince Edward.

Según el Prof. Bruce Lui Ping Kuen, de la Baptist University (foto 2), ya ha quedado claro que la policía de Hong Kong se comporta como la de China Popular, es decir, “no para hacer respetar la ley, sino actuando por encima de la ley”. Y esto ocurre porque los oficiales ya no responden al gobierno de Hong Kong, sino directamente a China, destruyendo el principio “una nación, dos sistemas” y doblegando a Hong Kong al principio de “una nación, un sistema”, es decir, el de Beijing.

Entres las señales preocupantes que marcan esta dirección, los observadores aluden al hecho de que en los medios, ya no se siente hablar a la jefa de Ejecutivo, Carrie Lam. Sin embargo, todos los días hay una conferencia de prensa de la policía, en la cual se revisan los incidentes del día anterior y se justifica la actuación de la fuerza, concluyendo siempre con una auto-absolución (foto 3).

El Prof. Lui recuerda que el 11 de septiembre pasado, el presidente Xi Jinping se reunió en Macao con el nuevo gobernador de Macao, recientemente electo, Ho Iat-seng. Él destaca que junto a Xi estaba Zhao Kezhi, el ministro de Seguridad Pública, que supervisa las fuerzas de la policía del territorio. Para muchos observadores, el hecho de que Zhao estuviese por primera vez presente en una reunión vinculada a Macao -y cuya presencia fue destacada por Xinhua en los cables oficiales- significa que el problema de la seguridad en Macao y en Hong Kong ya ha sido confiado directamente al ministerio en China. Esto significa, por tanto, que los problemas de Hong Kong ya son tratados como cuestiones de “seguridad nacional” de China. 

Zhao Kezhi también parece plasmar toda la campaña mediática contra las manifestaciones de Hong Kong. En agosto pasado, durante una visita a Guangdong, él acusó a “fuerzas extranjeras” de fomentar los desórdenes en Hong Kong y pidió a la policía permanecer en alerta contra “las infiltraciones extranjeras que promueven la subversión”. 

Para los observadores, la policía de Hong Kong ya parece obedecer al Partido Comunista chino. Quizás es por eso que actúa “por encima de la ley”. El Prof. Lui Ping Kuen recuerda una máxima leninista: “Quien trabaja para el Partido, está por encima de la ley”: es lo que sucede en China, y ahora, también, en Hong Kong.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Un parlamentario demócrata, víctima de una paliza de tres pandilleros
24/09/2019 14:57
Mons. Joseph Ha de Hong Kong: estamos cerca de los jóvenes y trabajamos por la reconciliación
13/09/2019 10:14
‘Gloria a Hong Kong’, el nuevo himno de las protestas (Video)
11/09/2019 14:30
La guerra mediática de Beijing contra las protestas de Hong Kong
10/09/2019 14:21
Beijing reprende a los EEUU por la ley sobre los derechos humanos de Hong Kong
26/09/2019 12:09