Explosión en escuela de Corán revela fábrica de bombas y armas
de Sumon Corraya
La madrasah era dirigida por Hefajat-e-Islam, un grupo fundamentalista islámico que ha estado muy activo en los últimos meses. En medio de los escombros, encontraron bombas caseras y material explosivo. Un estudiante de 25 años murió como consecuencia de la explosión; otros seis resultaron heridos.

Dhaka (AsiaNews) - Una persona murió y seis resultaron gravemente heridos en una explosión ayer por la mañana en Chittagong en una madrasah (escuela del Corán) que pertenece a Hefajat-e-Islam, un grupo fundamentalista islámico que es muy activo en Bangladesh.

Según la policía, el centro educativo fue utilizado para la fabricación de bombas y armas. Agentes encontraron rastros de explosivos, así como tres bombas crudas, más de 30 granadas caseras y 18 botellas de ácido pícrico.

La víctima, Mohammed Habib, tenía 25 años de edad. Las seis personas heridas trataron de ocultarse y recibir atención médica de manera encubierta, pero la policía los encontró y los llevaron al hospital donde están bajo vigilancia constante.

La Policía también emitió una orden para la detención de siete personas, entre ellas Nayeb-e-Ameer Mufti Izharul Islam Chowdhury, 70, fundador de la madrasah. Está relacionado con el grupo militante islámico Harkatul Jihad al Islami.

Según algunos expertos, varios grupos extremistas planean perturbar las elecciones generales próximas del país, prevista para finales de año.

Hefajat-e-Islam (protector del Islam) es uno de los muchos grupos surgidos en los últimos meses desde dentro de las muchas madrasah que existen en Bangladesh.

Estos islamistas apoyan el Jamaat-e-Islami (partido islámico) y su lucha contra las decisiones adoptadas por los tribunales de guerra del país.

Desde febrero, han sido implicados en las huelgas generales (hartal) y acción violenta, generando tensiones dentro del país a pesar de la indiferencia generalizada.

 

 

BANGLADESH_(F)_1008_-_Bomba_madrassa.jpg