Qatar. En 2 años, murieron 500 emigrantes indios en las obras para el Mundial 2022
Para Doha el dato está "en la norma", considerado el alto número de trabajadores originarios de India en el País. Activistas y organizaciones acusan al gobierno del Golfo que continúan violando los derechos humanos a los trabajadores extranjeros.

Doha (AsiaNews/Agencias)- unos 500 emigrantes de India murieron en Qatar en los últimos 2 años, con una media de 20 decesos al mes. Muchos de ellos trabajaban en las obras de Doha, en preparación de los Mundiales de fútbol que se realizarán en el 2022. Los datos son de la embajada hindú en Qatar, pero que no ha indicado las causas ni las circunstancias en las cuales sus connacionales han perdido la vida. Los números han desencadenado nuevas protestas por parte de activistas de los derechos humanos, que los definieron "excesivos". Qatar replicó, diciendo que esta tasa de mortalidad está en "la norma".

Según los datos, 237 hindúes murieron en 2012, y 241 en 2013. En enero de 2014 las víctimas fueron 24. Desde cuando al Fifa- en 2010- eligió a Qatar como sede para los Mundiales de 2022, los inmigrantes hindúes que ha perdido la vida fueron 717.

Alí Bin Sumaikh al-Marri, jefe del National Human Rights Committee de Qatar, se defendió de las acusaciones de violaciones de los derechos humanos. "Los números no son exagerados explicó- si consideramos que los hindúes representan la más grande comunidad del Qatar". Si bien no hay un censo oficial, según las estimaciones del gobierno más de 500 mil emigrantes de India se encuentran en Qatar desde finales del 2012: ellos representan el 26% de la población.

No obstante las aseguraciones del gobierno y del comité organizativo de Doha 2022, observadores internacionales y activistas para los derechos humanos muestran preocupaciones por las condiciones en las cuales están obligados a trabajar los centenares de miles de inmigrantes. En modo particular preocupa el del todo afirmado sistema de la Kafala (patrocinante): el trabajador extranjero es privado de su pasaporte y sometido a su patrón, que impone salarios mínimos, horarios inhumanos, prohibición de despido o de expatriación.

 

INDIA_-_QATAR_(F)_0220_-_Migranti.jpg