Global Terrorism Index 2019: cae el número de víctimas, pero hay más países afectados

A nivel global, el dato cayó un 15,2% respecto al año anterior. Sin embargo, al menos 71 naciones del mundo han registrado una víctima, lo cual constituye el segundo récord desde que se inició el siglo. Por primera vez desde el 2003, Irak ya no es la nación con el mayor número de atentados y víctimas. Detrás de la caída, el “colapso” del ISIS.


Bagdad (AsiaNews/Agencias) - El número de víctimas del terrorismo a nivel global ha caído un 15,2% en el 2018, comparado con el año del año anterior; a pesar de ello, en el mundo continúa creciendo el número de naciones afectadas por la violencia terrorista. Es lo que surge del reporte Global Terrorism Index 2019 (cliquee aquí para ver el estudio completo), publicado en los últimos días y elaborado por los expertos del Institute for Economics & Peace (IEP), con sede central en Sydney, Australia.

Según el estudio, de un máximo de 33.555 muertos por terrorismo, registrado en el 2014 - cuando el Estado Islámico (EI, ex ISIS) estaba en la cima de su poder y atraía decenas de miles de yihadistas en todo el Oriente Medio - el número cayó a menos de la mitad en el 2018, con 15,952 muertos. Los dos países que han registrado las caídas más significativas durante el año pasado son Somalía e Irak. Cabe remarcar que este último - por primera vez desde la invasión estadounidense del 2003 - ha dejado de ser la nación más golpeada por el terrorismo a nivel mundial. 

El Afganistán, los talibanes han superado al ISIS, y se posicionan como el grupo más mortal del mundo; el año pasado perpetraron 1443 atentados con 7379 muertos. En Irak se contabilizaron 1131 ataques, que provocaron 1054 víctimas. Le sigue Nigeria, con 562 atentados y 2040 muertos. En el cuarto puesto se ubica Siria, con 131 episodios de violencia extremista que acabaron con la vida de 662 personas. 

En el estudio se define el terrorismo como “la amenaza o el uso ilegal de la fuerza o de la violencia por parte de un actor no-estatal, para conseguir ventajas a nivel político, social, económico o religioso, a través del uso de la fuerza, la coerción o la intimidación”. 

En Europa,  en el 2018 no se produjeron graves episodios de terrorismo y el número de víctimas pasó de 200, cifra del 2017, a 62. 

Steve Killelea, director ejecutivo del IEP, remarca que “el colapso del ISIS en Siria y en Irak es uno de los factores que han permitido que Europa occidental haya registrado el número más bajo de incidentes desde el 2012”. El año pasado, no hubo víctimas “atribuibles al grupo”. Sin embargo, agrega, “la situación sigue siendo extremadamente volátil, con una importante parte de Siria que aún sigue siendo disputada, y muchos grupos pequeños, que simpatizan con la filosofía del ISIS y se encuentran activos”. Esto trae aparejado, agrega “ulteriores atentados extremistas islámicos” para el futuro próximo, en el continente. Por último, si bien el reporte muestra un “declive” en la intensidad de los atentados terroristas”, el fenómeno todavía sigue difundiéndose, y está en alza”, En efecto, en el 2018, 71 naciones del mundo registraron cuando menos una muerte vinculada al terrorismo. Se trata del segundo récord desde que comenzó el siglo.

ASIA_-_terrorismo_indice.jpg