Hong Kong: Deniegan la libertad bajo fianza a Agnes Chow. Nueva ola de arrestos

La activista democrática fue condenada a 10 meses de prisión por su papel en las manifestaciones del año pasado contra el gobierno. Ayer, ocho figuras democráticas fueron arrestadas por participar en la marcha del primero de julio. Se suman a los ocho arrestados por las protestas en la universidad china.

 


Hong Kong (AsiaNews/Agencias) – La activista demócrata Agnes Chow permanecerá en prisión. La Corte Suprema hoy rechazó la solicitud de libertad bajo fianza presentada por su abogado en espera del proceso de apelación. El 2 de diciembre, la joven de 24 años fue sentenciada a 10 meses de prisión por promover una protesta contra el gobierno, en la que sitiaron el cuartel general de la policía en Wan Chai, el 21 de junio del año pasado. 

Por los mismos hechos, los jueces encarcelaron a otros dos jóvenes líderes defensores de la democracia: Joshua Wong e Ivan Lam. Hace tiempo, los tres decidieron reconocer su culpabilidad para sensibilizar a la opinión pública sobre la represión del movimiento prodemocrático en Hong Kong. Wong, Chow y Lam son miembros fundadores de Demosisto, un partido independentista disuelto tras la aprobación de la draconiana ley de seguridad impulsada por Beijing, que entró en vigor en junio de este año. 

El Tribunal Supremo tomó la decisión al día siguiente de una nueva serie de arrestos por parte de las autoridades. La policía detuvo ayer a ocho figuras democráticas -entre ellas, a tres ex parlamentarios- por organizar y participar en una manifestación pública no autorizada el primero de julio pasado, fecha de la primera gran marcha desde la aprobación de la nueva normativa de seguridad.

El Departamento de Seguridad Nacional, dependiente de la policía, ya había arrestado a ocho personas el 7 de diciembre, acusadas de participar en una manifestación contra el gobierno organizada en el campus de la Universidad China de Hong Kong (CUHK) el mes pasado. Durante la protesta, los manifestantes desplegaron banderas y pancartas independentistas, y gritaron consignas en favor de la independencia de la ex colonia británica.

La Ley de Seguridad Nacional castiga a todo aquél que abogue por la independencia de Hong Kong. Prohíbe y penaliza los actos y actividades de secesión, subversión, terrorismo y colusión con fuerzas extranjeras que pongan en peligro la seguridad nacional. La interpretación de la ley es tan amplia, al punto de afectar la libertad de opinión, la libertad de prensa y la libertad de asamblea.

_113906057_gettyimages-1149448182.jpg