Uttar Pradesh: encontraron muertas a dos niñas dalit. Una tercera está agonizando
de Nimala Carvalho

Las tres menores habían salido a recoger forraje cerca de la granja familiar. Tenían las manos y los pies atados. Policía: es probable que hayan sido envenenadas. No es el primer caso de violencia de género en la zona. Monseñor Nayak: “Un crimen brutal. Las mujeres dalit son continuamente víctimas de la discriminación"


Mumbai (AsiaNews) - Encontraron muertas dos niñas dalit de 13 y 16 años cerca de la granja familiar, en el distrito de Unnao (Uttar Pradesh). Otra adolescente de 17 años fue encontrada aún con vida en el mismo campo: se encuentra hospitalizada en estado grave.

Las tres jóvenes dalits (marginados) pertenecen a la misma familia: las mayores son hermanas y la de 13 años es prima. Los familiares dicen que las encontraron ayer a la noche y tenían las manos y los pies atados con su propia ropa. Habían salido a recoger forraje para el ganado. Cuando vieron que no volvían, los padres empezaron a buscarlas.

La policía abrió una investigación. Sureshrao A Kulkarni, jefe de las fuerzas del orden locales, cree que las víctimas pueden haber sido envenenadas. Explica que los médicos encontraron rastros de una sustancia blanquecina en sus bocas.

Mons. Sarat Chandra Nayak, obispo de Berhampur (Orissa) y responsable de la Oficina para las Castas Desfavorecidas y Tribales de la Conferencia Episcopal, declaró que las niñas fueron víctimas de un crimen brutal. Señaló que ha sido un acto desprovisto de humanidad, realizado por una mente depravada.

La zona de Unnao ya ha tenido casos de violencia contra las mujeres. En 2019, una víctima de violación fue quemada viva poco antes de testificar ante el tribunal por la agresión que había sufrido y no sobrevivió a las quemaduras. Ese mismo año, un parlamentario local del Partido Bharatiya Janata (nacionalista hindú) fue declarado culpable de violencia sexual.

Es muy común que las mujeres dalit sean víctimas de violación. “Las mujeres dalit - dice Mons. Nayak - son triplemente discriminadas: por su condición de casta, por su género y por el diferente trato económico que reciben en el trabajo. Las dalits cristianas también son perseguidas por su fe”.

Los agresores, dice Mons. Nayak, actúan contra las mujeres dalit porque piensan que gozan de una especie de impunidad: “El sistema no ayuda a las castas inferiores. También es un problema interno en las familias, donde se discrimina a las mujeres por un concepto patriarcal de la sociedad”.

 

uttar-pradesh-police_650x400_61427002141.jpg