Xinjiang, sentencia de muerte para un ex alto funcionario acusado de separatismo

Sattar Sawut sería culpable de haber publicado textos escolares que incitan al odio interétnico. Otros cinco uigures condenados. Pena de muerte para un exjefe del departamento de justicia local: presuntamente conspiró con separatistas musulmanes.


Beijing (AsiaNews) - Un tribunal condenó a muerte a un ex jefe del Departamento de Educación de Xinjiang por cargos de separatismo y corrupción. Los jueces suspendieron por dos años la sentencia contra Sattar Sawut, acusado junto con otros cinco uigures, una minoría de habla turca en su mayoría musulmana. Así lo informó la agencia oficial de noticias Xinhua, pero sin indicar cuándo emitió el tribunal su veredicto.

Sawut estaba siendo investigado desde 2017. Presuntamente es culpable de hacer publicar textos escolares que incitan al odio interétnico y fomentan la difusión de "pensamientos separatistas" en la región autónoma. Los libros incriminados supuestamente ‚Äč‚Äčinstigaron una serie de disturbios violentos entre 2009 y 2014. Beijing considera que los terroristas uigures conspiran por la independencia de Xinjiang, a la que llaman Turkestán Oriental.

Según datos de los expertos, confirmados por Naciones Unidas, las autoridades chinas mantienen detenidos o han detenido en campos de concentración a más de un millón de musulmanes de Xinjiang. Recientes revelaciones de los medios de comunicación también refieren la existencia de campos de trabajo en la región, donde cientos de miles de uigures, kazajos y kirguises son supuestamente empleados a la fuerza, sobre todo en la cosecha de algodón.

Los chinos niegan todas las acusaciones afirmando que los de Xinjiang son centros de formación profesional y proyectos destinados a reducir la pobreza, y combatir el terrorismo y el separatismo.

Por cargos de separatismo, pero en un juicio separado, el Tribunal Regional de Xinjiang también condenó a muerte a Shirzat Bawudun, ex jefe del Departamento de Justicia local. En su sentencia, el juez Wang Langtao dijo que Bawudun había conspirado con el Movimiento Islámico del Turquestán Oriental. Según las Naciones Unidas es un grupo terrorista, pero en noviembre del año pasado Estados Unidos lo retiró de su lista negra. Washington considera que no hay pruebas de que siga siendo activo.

 

w1280-p16x9-2021-03-18T101813Z_833523561_RC2MDM9ZZ475_RTRMADP_3_USA-CHINA-ALASKA-UIGHUR.jpg