Llamamiento de Modi por el Kumbh Mela: con la pandemia, que sea solo un evento simbólico

Mientras el país alcanza otro récord de muertos, el Primer Ministro se refiere a la peregrinación al Ganges. Los grupos hindúes habían pedido que se suspendiera: uno de sus líderes murió de Covid-19 tras participar en el evento. El gobierno de Uttarakhand quiere seguir adelante, pero cierra las piscinas como medida para prevenir el contagio.


Nueva Delhi (AsiaNews) – Luego de que circularon por el mundo las imágenes de la multitud agolpada en el Ganges a pesar del Covid-19, el primer ministro Narendra Modi rompió su silencio y pidió que el "Kumbh Mela sea sólo un evento simbólico". Lo hizo esta mañana con un tuit en el que contaba que había hablado por teléfono con el swami Avadeshanand Giri, líder de una de las 13 hermandades hindúes que organizan la gran peregrinación. "Les pedí que el Kumbh Mela se mantuviera, pero como un evento simbólico, debido a la pandemia de coronavirus, ahora que se han completado dos Shahi Snaan”, escribe Modi. Se refiere a los tres días solemnes en los que se espera un pico de afluencia de peregrinos; la tercera y última jornada sería el próximo 27 de abril.

La decisión del Primer Ministro indio coincidió con la fecha en la que el país volvió a registrar un récord de contagios y víctimas de la pandemia, que crece a un ritmo sin precedentes: en las últimas 24 horas se detectaron 234.692 nuevos casos positivos y 1.341 muertos. Todo ello, a pesar de que la campaña de vacunación marcha a toda velocidad: ya se aplicaron 117 millones de dosis. Sin embargo, en un país de 1.300 millones de habitantes, los contagios se propagan como un reguero de pólvora. En muchas ciudades, los hospitales atraviesan una crisis por falta de camas y oxígeno en cuidados intensivos.

En esta situación, en las últimas horas se multiplicaron -incluso dentro del mundo hindú-  los llamamientos a dar por finalizado el Kumbh Mela, que teóricamente debía continuar hasta el 30 de abril. Siguen llegando noticias de peregrinos que contrajeron el virus en Haridwar: el mismo swami Avadeshanand Giri -al que telefoneó el Primer Ministro- dio positivo al Covid-19, mientras que Kapil Dev, el líder de otro importante grupo hindú que había participado en la peregrinación, murió de coronavirus en un hospital de Uttarakhand. Entre los peregrinos ya se han registrado unos 2.800 casos positivos en solo seis días. Hay que destacar que las personas que se sometieron al test representan una pequeña minoría en comparación con el número de peregrinos que se dirigen al Ganges para participar del baño ritual.

Hasta ayer, el gobierno de Uttarakhand -en manos de los nacionalistas hindúes del BJP- se negaba categóricamente a siquiera pensar en cancelar el Kumbh Mela. Y ello, a pesar de que el aumento de casos de Covid-19 en el Estado ha llevado a las autoridades locales a poner en marcha una serie de medidas restrictivas para contener el contagio. Lo más paradójico es que desde ayer, Uttarakhand prohibió el acceso a las piscinas pero no tomó ninguna medida respecto a la participación en un baño ritual en el Ganges, con miles de personas.

Con su tuit, Modi trató de mediar entre las dos posturas: el Kumbh Mela seguirá adelante, pero la expresión "de modo simbólico" sugiere que no llegarán más peregrinos del resto de la India. Sin duda, la expresión sigue siendo deliberadamente ambigua, para no disgustar a los grupos más fundamentalistas que constituyen una parte importante del electorado de su partido, el BJP.

INDIA_-_Modi.jpg