Colombo: banderas negras para pedir justicia por los atentados de Pascua
de Melanie Manel Perera

El cardenal Ranjith volvió a pedir a los ciudadanos que enarbolen el símbolo del luto como señal de protesta porque el gobierno no dice la verdad sobre las masacres de 2019. Las organizaciones de la sociedad civil han apoyado el gesto, aunque otros afirman que es muy poco incisivo. Hay 25 personas acusadas pero las autoridades todavía no han identificado a los mandantes.

 


Colombo (AsiaNews) - El arzobispo de Colombo, cardenal Malcolm Ranjith, llamó a los ciudadanos católicos y no católicos a enarbolar banderas negras en todas las casas, iglesias y tiendas en señal de protesta contra el gobierno de Sri Lanka encabezado por Gotabaya Rajapaksa, y en memoria de los ataques terroristas de Pascua que hace dos años  destruyeron tres iglesias y tres hoteles, mataron a 269 personas e hirieron a más de 500.

El 21 de agosto, 28 meses después de los ataques, se realizaron encuentros de oración, las campanas tocaron a duelo a las 8.45 en punto y los cristianos encendieron lámparas para conmemorar a las víctimas.

Algunas personas respondieron a la iniciativa, pero otras manifestaron su contrariedad. "Después que ha pasado tanto tiempo, izar banderas negras y realizar una protesta silenciosa contra el gobierno de ninguna manera es suficiente", dijeron algunos ciudadanos a AsiaNews. Incluso los no católicos han calificado el gesto como poco incisivo. "No tiene sentido enarbolar banderas para mostrar nuestra oposición a este gobierno, que permitió que nuestros conciudadanos inocentes fueran asesinados cuando estaban en la iglesia".

"El cardenal Ranjth - afirmaron - debe tomar medidas más decisivas para que el gobierno siga adelante con las investigaciones y encuentre a los responsables de la tragedia".

La semana pasada acusaron a 25 personas por los atentados, pero el arzobispo ha pedido que se identifique a los mandantes, no solo a las personas que colaboraron. “La arbitrariedad egoísta de las autoridades es lo que permitió que muriera tanta gente. Hasta el día de hoy siguen intentando ocultar la verdad que Dios manda. Rogamos a Dios que desenmascare la gran conspiración política que hay detrás de esta tragedia”, dijo el cardenal durante la homilía.

Las organizaciones laicas y católicas de la sociedad civil apoyaron la petición del arzobispo Ranjith. El Negombo Citizens' Committee, el Center for Society and Religon (Csr) y la Justice Foundation se sumaron a una protesta pacífica. "La falta de respuesta a los pedidos de la Iglesia y no revelar la verdad no impedirá que los ciudadanos señalen con el dedo al gobierno, y no hay que olvidar que el presidente Rajapaksa fue elegido gracias a los votos de muchos católicos porque había prometido que haría justicia".

 

black_flag.jpg