14/02/2019, 16.17
CHINA
Enviar a un amigo

La autopista del Tíbet, tumba de los camioneros

La muerte de una pareja saca a la luz las terribles condiciones de trabajo de casi 30 millones de camioneros. Más de 14 millones de camiones transportan el 76% del tráfico total de productos chinos. En promedio, recorren cerca de 100.00 kilómetros por año. En China, el transporte de mercaderías por carretera es más económico, veloz y flexible que la opción por ferrocarril.  Una jornada laboral puede durar 20 horas y un recorrido completo puede llevar hasta un mes entero.

Hong Kong (AsiaNews/China Labour Bulletin) – Wanhui y su esposa Li Chan acababan de festejar el undécimo cumpleaños de su hijo mayor, y enseguida se volcaron a una extensa carretera a bordo de su camión, en dirección al oeste, hacia Chongqing, Qinghai y el Tíbet. Un viaje de 3.800 kilómetros de un solo tirón. El 27 de diciembre de 2018, la policía de Qinghai encontró sus cuerpos tendidos sobre un tramo de ruta a sabiendas peligroso, sobre la carretera con destino al Tíbet. Los primero informes señalan una hipoxia aguda como causa de muerte.

El tramo de Wudaoliang, que forma parte de la autopista tibetana (fotos) es conocida entre los camioneros chinos como “la zona prohibida de la vida” (生命 禁区). A unos 4.600 metros de altura, los conductores están en serio riesgo de sufrir mal de altura, que provoca cefalea, cansancio extremo, desorientación y pérdida de conocimiento. Para los camioneros, esta es la única manera de entrar y salir del Tíbet.

Antes de su trágica muerte, los cónyuges se habían convertido en celebridades menores de las redes sociales en Kuaishou, una popular plataforma donde se comparten videos, con más de 214.000 seguidores y 300 videos que documentaban su vida en las rutas. Su muerte ha sacado a la luz las terribles condiciones de trabajo que deben soportar los camioneros chinos en el día a día.  Es un trabajo de gran exigencia a nivel físico, con muy baja retribución y sumamente estresante. Y para los conductores que han solicitado un préstamo para poder comprar su camión, se suma la presión de tener que saldar las cuotas de financiación lo antes posible. Esto los obliga a permanecer en las rutas el mayor tiempo posible.   

Según las estimaciones, los camioneros chinos suman 30 millones. Recorren un promedio de 100.000 kilómetros por año, pero algunos llegan a cubrir hasta 400.000 kilómetros en sus desplazamientos. Las estadísticas oficiales informan que más de 14 millones de camiones transportan el 76% del tráfico total de productos chinos, y que en los últimos 20 años esta proporción ha ido en aumento de manera constante. Los camioneros han entregado casi 40 millardos de toneladas en mercaderías en el año 2017, un volumen que duplica el dato del 2007.

En China, el transporte de mercaderías por camión es más económico, veloz y flexible que la opción del ferrocarril. El precio promedio por tonelada de mercadería transportada en camión es de 0,2 yuanes por kilómetro, mientras que por ferrocarril el precio es de 0,19 yuanes. La velocidad promedio de la red ferroviaria para transporte de mercaderías fue de 35,6 km/h en el año 2014, mientras que en camión fue de 60 km/h. Además, “los camiones permiten una mayor flexibilidad en los horarios de llegada y salida, y pueden efectuar entregas puerta a puerta, que son más directas”, declaró a Caixin Zuo Dajie, profesor asociado de la Southwest Jiaotong University School of Transportation and Logistics.

A causa de las restricciones que rigen sobre la carga y del intenso tráfico en las áreas urbanas en horario diurno, los camioneros suelen comenzar a trabajar en plena noche. Esto también reduce al mínimo las posibilidades de sufrir multas arbitrarias impuestas por agentes de la policía vial. Cada jornada laboral puede durar 20 horas, y un recorrido puede llevar hasta un mes entero, y recién entonces los conductores pueden volver a casa para descansar.

El aumento de los costos así como de los viajes más largos debido a la creciente demanda, han hecho que las parejas de camioneros como Ni Wanhui y Li Chan sean cada vez más comunes en China. Según el Reporte de investigación sobre camioneros chinos Nro. 2, publicado en diciembre de 2018, el 36% de las parejas de camioneros afronta las rutas juntos. El objetivo es compartir costos, hacerse compañía y poder cuidar el uno del otro. Para la pareja de Ni y Li, sin embargo, el trabajo fue demasiado peligroso, y su trágica muerte han dejado tras de sí dos jóvenes huérfanos.

La Federación de sindicatos de toda China es muy consciente de las terribles problemáticas que afrontan los camioneros, y desde abril de 2018 ha lanzado una campaña masiva de reclutamiento en el sector de la logística para representar mejor a los camioneros. Sin embargo, hasta ahora, los conductores no han visto mayores beneficios. Los camioneros han organizado dos huelgas de alcance nacional desde que se lanzó esta campaña: una, en junio (foto 3) y la segunda en  noviembre de 2018, además de varias protestas locales, más pequeñas, en todo el país. Como ya hemos subrayado el año pasado, el sindicato ha dado un primer paso que si bien es loable, deja en claro que el mero reclutamiento de nuevos miembros, sin afrontar las preocupaciones fundamentales de estos, no basta para paliar la situación. 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
La huelga de los camioneros paraliza Shandong y Shanxi
15/06/2018 15:22
Lahore, desde hace 20 años, un conductor católico transporta gratis a los peregrinos que van al santuario mariano nacional (video)
13/09/2016 12:20
Singapur pone freno a la circulación de autos nuevos a partir de febrero de 2018
24/10/2017 11:26
Hanoi, deuda e ineficiencia: inversiones chinas en grandes obras
20/03/2019 16:32
Lee Ming-cheh, el activista taiwanés arrestado en China, es llevado a juicio
07/09/2017 15:00


“L’Asia: ecco il nostro comune compito per il terzo millennio!” - Giovanni Paolo II, da “Alzatevi, andiamo”