11/05/2021, 10.48
RUSIA
Enviar a un amigo

Siberia, se intenta eliminar la región autónoma judía

de Vladimir Rozanskij

El viceprimer ministro Marat Khusnullin propone unirla con la región de Jabárovsk. Es una región pequeña y pobre (220.000 habitantes), pero los judíos se refugiaron allí desde la época de los zares para huir de la persecución.

Moscú (AsiaNews) - El viceprimer ministro ruso, Marat Khusnullin, propone "eliminar la región autónoma judía" de Siberia oriental. Ayer, 10 de mayo, sugirió unirla con la región de Jabárovsk. Los habitantes de la región le respondieron con una frase en lengua yiddish: Marat, ir zent falsh ("Marat, te equivocas").  Las declaraciones del viceprimer ministro causaron revuelo, pero la población está decidida a defender su autonomía, que ya dura 87 años, desde cuando fue establecida por el gobierno soviético.

Según Khusnullin, "no necesitamos 85 regiones, y este distrito/región no me parece digna de interés. Debería fusionarse inmediatamente con la región de Jabárovsk, y dejar que su gobernador se encargue de ella -o, quizás, el gobernador de Kurgán [otra región oriental]. ¿Por qué los habitantes de Kurgán van a vivir peor que los de Tumen, que están a menos de 200 km de ellos? Ellos tienen los ingresos del petróleo, y los otros no, pero ¿acaso viven en un país diferente? Creo que el principio de división territorial es erróneo", añadió, cuestionando todo el concepto federal del país.

La región autónoma judía, con su capital en Birobidzhán, está situada en el extremo oriental de Siberia, entre las regiones de Amur (en la frontera con China) y Jabárovsk, que da al océano Pacífico. Tras la caída del régimen comunista, desde la década de 1990, sigue siendo la única entidad federal que conserva el título de "región autónoma", que antes se aplicaba a varios territorios, especialmente en la parte asiática del imperio soviético.

Es una región pequeña y pobre: en Birobidzhán hay 156.500 habitantes (para las dimensiones rusas, es un centro pequeño) de las 220.231 personas que conforman el total de la región, cuyo PIB es uno de los más bajos del país. Se creó el 7 de mayo de 1934, aunque los judíos ya se habían trasladado a la zona desde antes.

En 1928, el "Comité Soviético para el Asentamiento Territorial de los Trabajadores Judíos" del Consejo de las Nacionalidades (una estructura con una fuerte impronta estalinista) había asignado a los judíos los territorios libres ubicados en a parte más oriental de la orilla del río Amur. La capital se fundó entre los dos afluentes -Bira y Bidzhán, de ahí su nombre- y los judíos trataron de protegerse de las persecuciones, que en el caso de Rusia, ya habían comenzado durante la época zarista.

La Segunda Guerra Mundial trajo nuevos sufrimientos a los judíos rusos, en el contexto de la lucha contra los "privilegios burgueses" que se aplicaban a los nacionalismos étnicos, y a los judíos en primer lugar. A principios de la década de 1930 se cerró el famoso teatro judío "Kaganovich", el corazón de la cultura judía del país (con espectáculos en yiddish y ruso), cuyos participantes se convirtieron más tarde en los fundadores del Teatro Nacional Judío de Jerusalén, que todavía hoy sigue siendo el principal teatro de Israel.

En 1949-1951 se inició el llamado "caso  Birobidzhán", en el que se detuvo a casi toda la intelectualidad judía que se había refugiado en Siberia, acusándola de espionaje a favor de Estados Unidos.

Tras la muerte de Stalin, muchos judíos fueron liberados de los campos de trabajo forzado y pudieron refugiarse en Birobidzhán, donde no había ni aeropuerto ni ferrocarril, lo cual los dejó aislados del resto del país.

Los habitantes han mantenido una relativa paz "protegida" incluso en los treinta años post-soviéticos, pero ahora están consternados por las palabras de Khusnullin. Esperan un pronunciamiento del presidente Putin -o, al menos, del primer ministro Mishustin- que desmienta las declaraciones de su vice. El vicegobernador de la región, Rostislav Goldstein, afirmó, según Novaja Gazeta, que "las cuestiones de fusiones o divisiones entre regiones deben quedar en manos de los habitantes, que son los que deciden, sin dejarse influir por las opiniones gratuitas del primer Khusnullin que pase".

En realidad, los rumores sobre una posible supresión de la región judía se suceden desde hace cuando menos una década, pero los judíos siberianos están decididos a defender su pequeña "tierra prometida" en el Extremo oriente hasta el día de hoy.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Siberia, ocho Testigos de Jehová acusados de extremismo
20/02/2020 10:42
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Mindanao, el Bangsamoro pasa a manos de los ex rebeldes del MILF
23/02/2019 12:36
El asesinato de Al Huweidi pone fin al sueño de un Kurdistán sirio autónomo
09/11/2018 13:35
La escalada en la violencia de Abu Sayyaf es “fruto de las luchas políticas en Mindanao”
04/05/2016 14:53