25/06/2022, 11.51
ARABIA SAUDITA
Enviar a un amigo

Yeda: el plan de desarrollo deja a más de 500 mil personas sin casa

Un informe de Amnistía Internacional habla de demoliciones indiscriminadas e insensibles. Más de 558 mil habitantes afectados, a los extranjeros se les niega también la indemnización prometida por el Estado. Detrás de la imagen de una nación "progresista y opulenta" emergen "horribles historias de abusos y violaciones".

 

Yeda (AsiaNews)- Las demoliciones indiscriminadas e “insensibles” que han comenzado las autoridades saudíes con el plan de desarrollo y revitalización de la ciudad portuaria de Yeda, que afectan a más de 558 mil habitantes, son “discriminatorias” y violan las normas internacionales en materia de derechos humanos. La acusación está contenida en un informe que publicó Amnistía Internacional en los últimos días, según el cual los desalojos forzosos y las demoliciones para dar paso a un nuevo proyecto de urbanización en clave moderna han afectado gravemente a los trabajadores inmigrantes extranjeros.

Entre finales de 2021 y principios de 2022, las máximas autoridades administrativas expulsaron de sus casas a cientos de miles de personas. De los documentos del municipio de Jeddah se desprende que a las expropiaciones deberían corresponder una serie de indemnizaciones, prometidas como compensación; sin embargo, quedan excluidos de esta disposición los extranjeros e inmigrantes, que en realidad constituyen el 47% del total de los obligados a buscar nuevo alojamiento.

Diana Semaan, vice directora interina de Amnistía Internacional para Oriente Medio y el Norte de África, señala que "detrás de la imagen progresista y opulenta que Arabia Saudita intenta presentar al mundo, hay historias horribles de abusos y violaciones". “No solo -prosigue la activista- expulsaron a los residentes de sus casas, sin ningún tipo de sensibilidad ni dándoles tiempo para irse o compensaciónes adecuadas para encontrar una alternativa, sino que también discriminaron a cientos de miles de ciudadanos extranjeros al excluirlos del régimen de compensaciones".

Algunos residentes de Yeda entrevistados por Middle East Eye en enero pasado dijeron que las demoliciones los "tomaron por sorpresa" y tuvieron "muy poco tiempo" para encontrar otro alojamiento o para saludar a los vecinos, con quienes han convivido durante generaciones. Algunos se vieron obligados a abandonar sus muebles a la intemperie para encontrar refugio bajo los puentes. La investigación realizada por el grupo activista ALQST que se publicó en abril confirma que las demoliciones han sido mal gestionadas, y más del 71 % de los encuestados afirmaron que no habían recibido ningún tipo de ayuda.

Yeda es la segunda ciudad más grande  por número de habitantes del reino wahhabita y en ella viven cerca de 4,5 millones de personas. Es un importante centro económico y la puerta de acceso a La Meca para millones de fieles musulmanes que cada año emprenden el camino del Hajj (la peregrinación principal). Los barrios que hasta ahora han sido demolidos están ubicados en el sur, una zona que muchos consideran el corazón y el alma de la ciudad que se asoma al Mar Rojo.

Durante mucho tiempo, el sector sur ha estado relegado al margen de los grandes proyectos de desarrollo, mientras que todos los planes e inversiones se concentraban en el norte. Sin embargo, la zona sur de Yeda tiene algunas peculiaridades que la hacen única por su vitalidad a nivel social y multiétnico, debido al flujo migratorio que durante décadas ha determinado una profunda mezcla urbana. Sin embargo, el informe de Amnistía muestra que el relato del estado saudí muchas veces ha estigmatizado esta característica única, atacando a los habitantes de la zona y relacionándolos con "enfermedades, crímenes atroces, tráfico de drogas y robo".

El plan de desarrollo que llevó a la expulsión de más de medio millón de personas de Yeda forma parte del programa de reformas a nivel económico, social y cultural llamado “Visión 2030”, personalmente impulsado por el príncipe heredero Mohammad bin Salman (Mbs). Se trata de un proyecto de gran alcance que afecta a varios sectores de la vida del país, pero que corre el riesgo de relegar a los grupos más pobres y débiles, como se desprende de la historia del "mártir de Neom", héroe de la lucha antiexpropiación asesinado por las fuerzas de seguridad. 

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Centenares de parientes de las víctimas del 11/9 inician acciones legales contra Riad
22/03/2017 13:04
Lee Ming-cheh, el activista taiwanés arrestado en China, es llevado a juicio
07/09/2017 15:00
BTselem: demolición de casas palestinas 'inhumanas', comunidad internacional distraída
06/11/2020 15:17
Estambul, 20 sauditas procesados por el asesinato de Jamal Khashoggi
04/07/2020 16:20


“L’Asia: ecco il nostro comune compito per il terzo millennio!” - Giovanni Paolo II, da “Alzatevi, andiamo”