23/10/2019, 09.34
JAPÓN
Enviar a un amigo

El monte Fuji nevado y un arco iris reciben la era del nuevo emperador

Tokio (AsiaNews/Agencias) – La nueva era Reiwa, inaugurada ayer con la ascensión al trono del emperador Naruhito, fue recibida por dos coincidencias naturales: un gran arcoiris en la capital, hace varios días bajo la lluvia, y la aparición de la nieve en el Monte Fuji, cuya llegada se había demorado pese a estar próximos al invierno. Los medios japoneses se refieren a estos “signos” de la naturaleza como un buen augurio para la nueva era. 

La religiosidad japonesa, ligada al sintoísmo, contempla a la divinidad en cada aspecto de la naturaleza y sobre todo en los acontecimientos maravillosos desde el punto de vista estético.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Papa: El hombre nos es dueño del tiempo, que pertenece a Dios
26/11/2013
Tokio, los cambios en la entronización de Naruhito debido al mal tiempo
21/10/2019 12:13
El emperador Naruhito proclama su ascensión al trono (Foto)
22/10/2019 10:21
Tokio, miles de personas en las calles, para el desfile imperial de Naruhito y Masako
11/11/2019 10:02
Tokio: el emperador dejará el trono con una ceremonia de sólo 10 minutos
26/04/2019 13:56