18/12/2019, 13.29
MYANMAR
Enviar a un amigo

Estado de Shan, los rebeldes Wa reabren las iglesias baptistas, pero no los edificios católicos

En septiembre del 2018, el mayor ejército étnico de Myanmar había lanzado una campaña de represión contra los cristianos. Aún permanecen cerradas cuatro escuelas católicas en los municipios de Maingmaw, Winkhaung y Panwaing. En muchos casos, se cambió la finalidad de uso de los institutos y residencias eclesiáticos.

Naipyidó (AsiaNews) – En las áreas del Estado de Shan (en el este de Myanmar) controladas por los rebeldes del United Wa State Army (UWSA), han comenzado a reabrir los lugares de culto que habían permanecido clausurados durante la cruenta campaña para la supresión del cristianismo. Si bien la semana pasada todas las iglesias protestantes reanudaron sus actividades, los edificios católicos aún permanecen cerrados o han sido reconvertidos para albergar otros usos. Los milicianos del mayor ejército étnico de Myanmar, que se jactan de sus lazos con Beijing, habían comenzado a aplicar políticas represivas contra los cristianos a partir de septiembre del 2018. Desde entonces, los rebeldes arrestaron a cientos de miembros de la comunidad; clausuraron decenas de iglesias; enrolaron por la fuerza a decenas de estudiantes; sometieron a interrogatorio a los pastores, obispos y religiosas para aclarar si estaban implicados en obras de desarrollo o proselitismo.

El UWSA considera que el surgimiento de organizaciones y movimientos basados en la fe puede configurar una amenaza para su autoridad. En octubre del 2018, la Lahu Baptist Convention (LBC) [una asociación baptista del grupo étnico Lahu, ndr] denunció que había más de 100 iglesias clausuradas y cuando menos tres, destruidas. Solamente considerando el área de Mong Pauk, el ejército étnico había colocado fajas sellando 52 de ellas. En Mong Mau, los rebeldes también procedieron a la clausura de una misión católica administrada por religiosas salesianas, y ordenó la expulsión de las religiosas. 

Los milicianos controlan dos regiones montañosas en el Estado de Shan cerca de la frontera con China, donde los cristianos son el grupo religioso mayoritario. Hace cerca de un siglo, los misioneros evangélicos americanos convirtieron a algunos tribales del lugar al cristianismo. En 1991, los líderes de las tribus Wa pidieron al obispo de Lashio ayuda de la Iglesia católica, para el desarrollo del territorio a través de escuelas y centros médicos que luego fueron abiertos, con el permiso de las autoridades. El UWSA tiene libertad para gobernar el auto-proclamado Estado de Wa desde que se firmó un cese del fuego con Naipyidó en 1989. 

El Rev. Lazarus, vocero de la comunidad baptista de etnia Lahu, declara en una entrevista con RFA que a partir de septiembre de 2019, los milicianos comenzaron a revocar las restricciones en los municipios de Hotaung, Mei Pauk y Pansang. “Desde la semana pasada, todas nuestras iglesias, 52 en total, se encuentran reabiertas; el único lugar donde aún permanecen las fajas de clausura es una escuela para estudios bíblicos en Hotaung. No sabemos por qué los rebeles no permiten que se reanuden las lecciones. Quisiera hacer un llamamiento para pedir que se reabra escuela”. 

Mons. Philip Lasap Za Hawng, obispo de Lashio, denuncia que aún permanecen clausuradas cuatro escuelas católicas en los municipios de Maingmaw, Winkhaung y Panwaing. “No hemos visitado estas áreas en la región de Wa, porque las autoridades no nos han invitado a ello”, afirma. “He escuchado que las autoridades Wa están usando para sus propios fines una escuela, donde hasta hace un tiempo vivían sacerdotes y hermanas”. 

El Pbro. Mariano Soe Naing, director de la Oficina de Comunicación Social de la Conferencia Episcopal de Myanmar (CBCM OSC), explica que de momento, en la región no hay ninguna iglesia católoca. Los rebeldes han cambiado el destino de uso de muchos institutos y residencias eclesiásticas. “No tenemos novedades sobre estos edificios – declara el Pbro. Soe Naing –. Aún si éstos fueran restituidos, no sabría decir cuánto han cambiado. Hemos escuchado que las autoridades transformaron la escuela de Winkhaung en una comisaría policial y que han demolido la escuela de Maingmaw”.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Ante el cierre forzado de iglesias en Varanasi, los cristianos responden con un “encuentro de paz”
03/12/2018 14:15
Para un sacerdote de Yangon, los católicos birmanos ‘anhelan la Palabra de Dios’
18/10/2017 15:39
Mons. Nikolaj Dubinin, primer obispo católico ruso
31/07/2020 11:31
Obispos birmanos: la Iglesia, ‘fuerza de paz’ para mediar en el camino de la reconciliación
08/05/2018 17:49
Condena y cárcel para dos pastores Kachin. Activista católica: castigados por haber dicho la verdad
27/10/2017 14:57