15/07/2020, 14.55
ISRAEL
Enviar a un amigo

Jerusalén, miles protestan contra Netanyahu. Líder cristiano: ‘Nace un nuevo movimiento’

Crece la protesta contra el primer ministro y su Ejecutivo, acusados de no saber gestionar la crisis económica y la pandemia de Covid-19. El primer ministro además carga con un oscuro proceso por corrupción. Al menos 50 personas fueron detenidas por la policía. Sobhy Makhoul: Urge un líder de centro-izquierda que sea capaz de tomar el desafío, pero se siente un despertar luego de años de letargo. 

Jerusalén (AsiaNews) - Miles de personas salieron a las plazas y al menos cincuenta terminaron arrestadas luego de los duros enfrentamientos de ayer con la policía: no se detiene la ola de protestas en Israel, contra el gobierno y el primer ministro, Benjamín Netanyahu. El Ejecutivo terminó en el banquillo de los acusados por su mala gestión de la pandemia de coronavirus, con una escalada de nuevos casos en el último periodo (si bien son menos graves, tal como afirman los científicos) y la crisis económica. Por otro lado, se considera que el primer ministro no es idóneo para desempeñarse en la función, por las acusaciones de fraude y corrupción que pesan sobre él y a las cuales deberá responder en los tribunales

En diálogo con AsiaNews, Sobhy Makhoul, miembro de la Iglesia maronita de Jerusalén y administrador del Christian Media Center, subraya que Israel “está viviendo el nacimiento de un nuevo movimiento”. Estamos ante el surgimiento, prosigue, “de acciones políticas de centro y de centro-izquierda que, si bien son de un calibre limitado, no se veían desde hace tiempo. Un despertar después de tantos años de sueño, de letargo. Son militares, intelectuales, activistas y ciudadanos que desafían abiertamente al primer ministro, partiendo de las acusaciones de corrupción”. 

Para el líder cristiano, Netanyahu “está manejando mal la emergencia de coronavirus” y ha cometido errores “incluso en el plano económico, presentando dos o tres proyectos - entre ellos, la exención del pago de impuestos para los ricos, entre los cuales figuran muchos de sus aliados, que han desencadenado el descontento”. Eso, unido a las acusaciones de corrupción, han generado “una ola de protestas que parece crecer” día a día. A diferencia del pasado, para Sobhy Makhoul “estas protestas podrían tener futuro”, en parte porque la pandemia ha exasperado los ánimos, las tensiones, y los problemas se han agudizado, empezando por la cuestión económica, un punto “donde Netanyahu ha hecho poco y nada por la gente común”. Y tampoco su aliado de gobierno, el líder centrista Benny Gantz, “parece gozar de mayor consenso entre la población”, concluye el líder cristiano. “Él también es muy débil, y la atención ahora se centra en la izquierda, de donde finalmente podría surgir un líder capaz de catalizar el consenso”. 

La chispa que desató el enfrentamiento con las fuerzas de seguridad fue el intento de un grupo de manifestantes de movilizar el corazón de la protesta hasta la residencia del jefe de gobierno, en Jerusalén. Cientos de personas cortaron las principales vías de acceso a la ciudad santa, especialmente en Jaffa Street y en las calles de los alrededores. La policía intervino con cañones hidrantes y agentes a caballo. 

Los manifestantes entonaron eslóganes y cantos, agitando banderas y pancartas con leyendas críticas contra el premier y el Ejecutivo: “La corrupción de Netanyahu nos está enfermando”. “Netanyahu: renuncia” o “Crime Minister” son algunos entre los numerosos carteles agitados por la multitud. La cuestión central es el proceso de corrupción que pesa sobre la cabeza de Netanyahu y que, según los críticos, lo vuelve inadecuado para guiar el país, en medio del Covid-19 y de la aceleración en el plan de la anexión de los territorios palestinos. 

Fuentes de la policía informan que las personas detenidas deben responder por cargos como alteración del orden público, actos de vandalismo y resistencia a la autoridad. Ocho personas arriesgan un proceso sumario, mientras que los demás quedarán bajo libertad condicional. Los manifestantes habrían golpeado a un hombre, por tratarse de un presunto policía de civil, infiltrado entre la multitud. 

Ayer también hubo varias decenas de personas, simpatizantes de Netanyahu, que organizaron una contra-manifestación, desafiando a la muchedumbre de los opositores. Una manifestante llamada Yasmin cuenta: “Nací en 1996. Esto significa que no conozco un mundo sin Bibi [Netanyahu]. No sé qué significa tener un primer ministro decente, alguien que piense en la gente”. 

En tanto, la tasa de desempleo sigue creciendo, y los que se han quedado sin trabajo tampoco pueden acceder a subsidios estatales, un problema que afecta sobre todo a los trabajadores autónomos y a los pequeños empresarios. En efecto, el dinero prometido jamás llegó. El número de desocupados escaló del 3,4% en el mes de febrero, al 27% en abril, para luego caer al 23,5% en mayo. 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Tel Aviv, Covid-19 y crisis económica: miles en las calles contra Netanyahu
13/07/2020 10:12
Vigilia de oración por la paz en Jerusalén, 'madre de todos'
16/05/2018 20:38
Teherán: por el Covid-19, se perdieron 850.000 empleos. Reabren las escuelas
08/09/2020 10:57
Activistas israelíes: al-'Esawiyah, ejemplo ‘extremo’ de la política de ocupación
19/05/2020 16:28
Protestas palestinas contra el secuestro de casas en Jerusalén Est. La Corte suprema contra la confiscación de las tierras en Silwan
23/03/2015