28/02/2019, 11.08
SIRIA
Enviar a un amigo

Siria, cientos de civiles y combatientes huyen del último bastión del ISIS

En la localidad de Baghuz se hallaron bombas, cinturones explosivos y silenciadores. Cerca de 40.000 personas han huido en los últimos tres meses: 15.000, a partir del 9 de febrero, cuando se inició la ofensiva. Los civiles se encuentran en pésimas condiciones, y al menos 78 personas murieron mientras intentaban llegar a los centros de acogida.  

Damasco (AsiaNews/Agencias) – Continúa el éxodo de cientos de personas, de distintas nacionalidades, que huyen del último enclave del Estado islámico (EI, ex ISIS) en Siria, escoltadas por las fuerzas arabo-kurdas sostenidas por los Estados Unidos.  Es poco lo que queda de  Baghuz, un pequeño poblado de casa y terrenos situado sobre la orilla del río Éufrates, poco distante de la frontera con Irak, que otrora formó parte del llamado “Califato” que llegó a ocupar la mitad del territorio de Siria e Irak.

Durante las operaciones de patrullaje y control de las personas que huyen de Baghuz, los hombres de las Fuerzas Democráticas Sirias (SDF) –protagonistas de la ofensiva-  hallaron en esa localidad bombas, cinturones explosivos y silenciadores. Fuentes locales informan que la gran “variedad” de personas que ahora surge del área muestra hasta qué punto el ISIS atrajo gente de todo el mundo.

Mujeres de Irak, Siria, Rusia, Azerbaiyán y Polonia, un muchacho indonesio y jóvenes yazidíes, traumatizadas y reducidas a la esclavitud, son algunas de las personas que, a bordo de caravanas de camiones, se reunieron en un punto de encuentro fuera del enclave. Cerca de 40.000 personas huyeron de allí en los últimos tres meses y al menos 15.000 lograron escapar desde el 9 de febrero pasado, fecha en que las unidades de las SDF anunciaron la ofensiva final para reconquistar el bastión yihadista.

El número total reveló ser muy superior al de las estimaciones que la coalición arabo-kurda elaboró en un principio, y esto ha generado demoras en las operaciones militares. Tan solo considerando la jornada de ayer, a los puntos de encuentro llegaron 15 camiones llevando a bordo cientos de mujeres con el rostro cubierto por el velo, junto a sus hijos, extenuados por el hambre y en busca de comida y agua.

Los hombres son revisados e interrogados, para verificar que no haya milicianos ocultos entre los civiles.

Testigos oculares se refieren a las pésimas condiciones generales de los civiles, cuya vida corre peligro en algunos casos. Los estimados de la Organización Mundial de la Salud (OMS) hablan de 78 personas muertas en los últimos tres meses, al intentar llegar a los centros de acogida o en los días posteriores a su arribo al lugar. El Comité Internacional de Socorro (IRC), una agencia humanitaria que opera en el noreste de Siria, informa sobre la muerte de dos niños en la sola jornada de ayer. “Siendo que muchas de las personas que acaban de llegar son mujeres encinta –explica un comunicado del IRC- próximas a dar a luz, hay una necesidad imperiosa de aumentar los servicios en el área de maternidad”. 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Sacerdote iraquí: la ‘derrota militar’ de Isis no cancela la amenaza yihadista
03/11/2017 14:18
Baghouz, ofensiva anti-Isis: 3 mil yihadistas se rinden a la alianza
13/03/2019 11:09
Siria, ONU: el ISIS usa civiles como escudos humanos, para rechazar el asalto al último bastión
20/02/2019 10:26
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Siria, general de EEUU: retiro de las tropas “en semanas”. Pero el Isis resiste
11/02/2019 10:33