06/04/2017, 12.15
SIRIA - EEUU - RUSIA
Enviar a un amigo

Aumentan las víctimas del ataque químico en Idlib. Guerra (verbal) entre Moscú y Washington

El saldo actualizado se eleva a 86 muertos, de los cuales 30 son niños, y 20, mujeres. Una cifra que está destinada a seguir aumentando. Moscú califica de “inaceptable” el borrador de condena elaborado por el bloque occidental del Consejo de seguridad de la ONU. El presidente de los EEUU habla de una “afrenta a la humanidad”. Y agrega: “Mi posición sobre Siria ha cambiado”. 

Damasco (AsiaNews/Agencias) – Al día de hoy, el saldo de las víctimas del ataque “químico” contra la localidad de Khan Sheikhoun, en la provincia de Idlib -controlada por los rebeldes y situada en el noroeste de Siria-, se ha elevado a 86 muertos. Es lo que afirma el Observatorio sirio para los derechos humanos, una ONG con base en Londres, cercana  a los rebeldes y sostenida por los sauditas, que ha sido la primera en “denunciar” el controvertido bombardeo del 4 de abril pasado, que en las últimas horas ha desatado una “guerra verbal” entre los Estados Unidos y Rusia.

Anoche, fuentes del Observatorio han informado que entre las víctimas también se cuentan “30 niños y 20 mujeres”. La cifra, agregan las fuentes, parece destinada a seguir elevándose en los próximos días, a causa de las gravísimas condiciones de los heridos.

Médicos que se desempeñan en el área cuentan que los síntomas que muestran los pacientes son similares a los que se registran en el caso de ataques con armas químicas; los mismos abarcan pupilas dilatadas, convulsiones y la expulsión de baba por la boca.

El ataque ha generado una ola de indignación internacional; varios países occidentales han acusado abiertamente al gobierno sirio y al presidente Bashar al-Assad por haber dado la orden de la operación. Damasco ha rechazado rotundamente todo cargo, resaltando que no han sido usadas armas químicas en las operaciones militares efectuadas en estos días.  

El enfrentamiento entre las diferentes facciones se ha consumado en las últimas horas incluso a nivel diplomático, en la sede del Consejo de seguridad de las Naciones Unidas. Moscú ayer definió como “inaceptable” el borrador de la resolución de condena del ataque, presentada por los Estados Unidos, Francia y el Reino Unido. Fue seca la réplica de la embajadora de los EEUU en la ONU, Nikki Haley, según la cual Washington está evaluando emprender “acciones unilaterales” en caso de una inercia de las Naciones Unidas.  

La semana pasada, Estados Unidos había afirmado que remover a Assad ya no representaba “una prioridad nuestra”. El ataque químico, sobre el cual aún pesan dudas e incertidumbre en lo que respecta a las verdaderas responsabilidades, parece haber cambiado el escenario, según surge de las palabras del mismo presidente. Al condenar la acción militar, Donald Trump se refirió a la misma como “una afrenta a la humanidad” porque matar “niños inocentes” significa que se han “superado… muchos límites”. “Mi posición con respecto a Siria –agregó el inquilino de la Casa Blanca- ha cambiado mucho… Se está hablando en un nivel completamente distinto”. Al interrogarlo sobre eventuales cambios en la política americana en relación a Damasco, él concluyó con un enigmático: “Verán”.

Simultáneamente, el secretario de Estado de los EEUU, Rex Tillerson, invitó a Rusia a “pensar detenidamente” sobre la continuidad de su apoyo al presidente Assad; el vicepresidente de los EEUU Mike Pence agregó que “todas las opciones están sobre la mesa” y podrán ser utilizadas, en cuanto concierne a Siria.

Fue tajante la réplica de Moscú, que confirma el ataque aéreo ocurrido días atrás, aunque aclara –según la versión del Kremlin- , que el gas tóxico (se menciona el gas sarín) se habría fugado de una fábrica química usada por los rebeldes para producir armas a ser utilizadas en el vecino Irak.  Maria Zakharova, vocera del ministerio de Relaciones exteriores ruso, subraya que “el texto presentado [ante la ONU] es categóricamente inaceptable” por el hecho de ser “anti-sirio” en cada uno de sus aspectos. “El mismo se anticipa a los resultados de una investigación, y señala inmediatamente al culpable. A Damasco se la pinta como culpable”.

Según Zakharova, la iniciativa de las cancillerías occidentales en el Consejo de seguridad muestra la voluntad de “dar vuelta” la situación política en Siria, y Moscú “por el momento, no ve ninguna necesidad apremiante de aprobar una resolución de este tipo”.  

En tanto, ayer también se concluyó la reunión de dos días que en Bruselas convocó a 70 países donadores para Siria. Al término del encuentro, que, por otro lado quedó eclipsado por el ataque químico a Idlib, la comunidad internacional se comprometió a garantizar, para la población siria y los refugiados,  seis millardos de dólares en ayudas durante el año 2017. Christos Styliandide, comisario de la UE para las ayudas humanitarias, dijo que ésta era una cifra “impresionante” y un “un signo tangible de nuestra solidaridad”.

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Cumbre de la ONU sobre el ataque químico en Idlib. Occidente acusa a Assad. Moscú lo exculpa
05/04/2017 10:39
Armas químicas contra una ciudad rebelde cerca de Idlib. Hay varios niños entre las víctimas
04/04/2017 19:10
Moscú bloquea el prolongamiento de las investigaciones de la ONU sobre las armas químicas de Damasco
17/11/2017 09:48
Guerra (verbal) entre Rusia y Estados Unidos sobre el uso de armas químicas en Siria
24/01/2018 09:46
Conflicto sirio, Putin y Assad celebran los éxitos en la lucha contra el terrorismo
21/11/2017 11:53


“L’Asia: ecco il nostro comune compito per il terzo millennio!” - Giovanni Paolo II, da “Alzatevi, andiamo”