26/10/2021, 11.57
JAPÓN
Enviar a un amigo

Tokio: La princesa Mako se casa con un ciudadano común y pierde su título

La nieta del emperador Naruhito renunciará a su estatus imperial y se marchará a Estados Unidos el mes próximo. La boda, originalmente prevista para 2018, debió posponerse por un problema financiero de la madre del novio.

Tokio (AsiaNews/Agencias) - La princesa Mako, sobrina del emperador japonés Naruhito, se casó hoy con su prometido, Kei Komuro, tras años de polémica y discusiones sobre la situación financiera de la madre del novio. 

A partir de mañana, la princesa dejará de serlo, ya que los miembros femeninos de la familia imperial no pueden conservar su estatus real si deciden casarse con un ciudadano común y corriente. La casi ex-princesa está haciendo los preparativos para trasladarse con su marido a los Estados Unidos, donde Komuro trabaja en un bufete de abogados. Como los miembros de la familia real no tienen pasaporte, hace pocos días la princesa solicitó el suyo como cualquier ciudadana de a pie y se espera que parta hacia Nueva York el mes próximo. 

El príncipe heredero Fumihito, padre de Mako, prohibió las ceremonias tradicionales que suelen celebrarse para los miembros de la familia real, complaciendo la opinión de la mayoría de la población japonesa. Según los rumores, la madre de Komuro había pedido prestados 4 millones de yenes (30.250 euros) a su ex novio, pero nunca devolvió el dinero. En abril, Komuro presentó un informe de 28 páginas explicando el origen del dinero (supuestamente una donación) y proponiendo pagar al ex novio de su madre para zanjar el asunto. La princesa también renunció al pago de una suma que se concede a los miembros de la realeza cuando dejan la familia.

Desde que fue anunciada en 2017, la relación amorosa de la princesa desató polémica en la población japonesa, hasta el punto de que Mako fue diagnosticada con trastorno de estrés postraumático. Debido a una "fuerte sensación de ansiedad", la princesa no aceptó preguntas directas de los periodistas al abandonar la residencia real a las 10 de la mañana. Mako, con un vestido verde claro y un ramo de flores en sus manos, se inclinó varias veces ante sus padres, Fumihito y la princesa Kiko, y abrazó a su hermana Kako antes de abandonar definitivamente la residencia.

Los flamantes esposos se vieron por primera vez la semana pasada, después de separarse en 2018, cuando Komuro partió para cursar estudios de Derecho en la Universidad de Fordham, en Nueva York. Tras graduarse en mayo de este año, Komuro regresó a Japón en septiembre, pero fue criticado por los medios de comunicación por aparecer con una cola de caballo, que rápidamente se cortó antes de reunirse con los padres de la princesa la semana pasada. Komuro y Mako se conocieron en la International Christian University de Tokio cuando aún eran estudiantes, en 2012. Se suponía que se casarían en noviembre de 2018, pero la boda se pospuso por cuestiones financieras relacionadas con la madre del novio.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Tokio levanta el estado de emergencia por Covid
01/10/2021 10:05
Tokio, la princesa Ayako se casará con un ciudadano común
20/09/2018 15:39
En Tokio, se inician las ceremonias para la abdicación del emperador
12/03/2019 09:26
La princesa Mako renuncia al título por el amor de Komuro
18/05/2017 12:47
La emperatriz Masako “debuta” en la Cruz Roja japonesa
23/05/2019 12:26