10/03/2017, 10.47
MYANMAR - CHINA
Enviar a un amigo

Enfrentamientos entre rebeldes y fuerzas del gobierno: 20.000 civiles huyen a China

Son miles los que reciben la asistencia humanitaria china. Los nuevos hechos de violencia estallaron el 6 de marzo pasado. Al menos 30 personas fueron muertas en la frontera entre Myanmar y China, luego de un ataque sorpresa lanzado por los rebeldes. La agudización del conflicto ha hecho surgir tensiones entre los dos países. Ministro chino de Relaciones Exteriores: “Restablecer la paz y la estabilidad en las zonas de frontera”· 

Yangon (AsiaNews/Agencias) – Al menos 20.000 personas han huido de Myanmar atravesando la frontera con China, a raíz de la violencia desencadenada entre las milicias de las minorías étnicas armadas y las fuerzas de seguridad. El ministro chino de Relaciones Exteriores afirma que miles de personas han hallado refugio en los campos alistados en la frontera, y ahora está recibiendo asistencia humanitaria.

Desde hace meses, en varias regiones del país se vienen desarrollando enfrentamientos entre grupos de rebldes armados y las fuerzas del gobierno . Los hechos de violencia de la última semana figuran entre los peores que hayan azotado la región de Kokang desde el año 2015. Dicha región mantiene estrechos vínculos con China, al punto de que los habitantes locales hablan un dialecto chino y utilizan el yuan como moneda corriente.

A principios de esta semana, cerca de 30 personas fueron muertas en la frontera de Myanmar con China, luego de un ataque que los rebeldes lanzaron de manera sorpresiva. Los últimos choques, que han involucrado artillería y armas livianas, tuvieron lugar en la ciudad de Laukkai, en la región de Kokang, situada en la parte septentrional del Estado de Shan.

Geng Shuang, vocero del ministro chino de Relaciones Exteriores, declaró que se han dispuesto mecanismos de ayuda para quienes tratan de “evitar temporariamente la guerra”, y se ha solicitado un inmediato cese del fuego, agregando que China apoya el proceso de paz en Myanmar. Luego invitó a todas las partes en la causa a hallar una solución pacífica, a través del diálogo, y exhortó a los contendientes a buscar un equilibrio, para “prevenir una ulterior escalada” y “para restablecer la paz y la estabilidad en las zonas de frontera”.   

Las autoridades de Myanmar afirman que los episodios de violencia se iniciaron el 6 de marzo pasado, cuando los combatientes del Myanmar Nationalities Democratic Alliance Army (MNDAA) lanzaron un ataque sorpresivo, vestidos con uniformes de la policía.

El ataque tenía como objetivo las fuerzas de policía y los destacamentos militares. De manera separada, un grupo de combatientes luego atacó otros sitios de Laukkai. De acuerdo a ciertas fuentes, cinco civiles, cinco agentes de policía y cuando menos 20 combatientes rebeldes fueron muertos durante el operativo.

La agudización del conflicto en las tierras situadas sobre la frontera ha hecho surgir tensiones entre Yangon y Beijing. El gobierno de  Aung San Suu Kyi está tratando de poner fin a una violencia que ya lleva décadas, y teme que se produzca un nuevo e importante éxodo de refugiados.

La Alianza del Norte, una coalición de grupos étnicos que incluye al MNDAA, aún debe adherir al proceso de paz o firmar un cese del fuego, algo que ya ha sido logrado con muchas otras milicias en el año 2015. El próximo ciclo de negociaciones estaba previsto para este mes de marzo, no obstante la fecha ya ha sido postergada varias veces.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Rakhine, el gobierno rechaza el cese del fuego ofrecido por los militantes Rohinyás
11/09/2017 11:17
Kachin, después de 55 días de combates "la situación de la población es dramática"
11/10/2016 12:45
Aung San Suu Kyi anuncia que el 19 de septiembre dará un discurso sobre los Rohinyás
14/09/2017 11:25
Bomba en Lashio: dos muertos y 22 heridos
22/02/2018 10:05
Naypyitaw, en mayo la nueva sesión de la Conferencia de paz
02/03/2018 14:34