01/09/2016, 14.12
VATICANO
Enviar a un amigo

Papa: Tengamos misericordia con nuestra casa común

Mensaje del Papa Francisco en el Día Mundial de la Oración por el cuidado de la creación. Hay pecado específica contra el medio ambiente, que produce un impacto perjudicial sobre las personas. "Cuando maltratamos la naturaleza, maltratamos también a los seres humano". Tenemos que cambiar el estilo de vida. Una nueva obra de misericordia corporal y espiritual: "el cuidado del hogar común". La oración final.

Ciudad del Vaticano (AsiaNews) - Hay un pecado contra el cuidado de la creación, que se confiesa especialmente en este Jubileo de la Misericordia. Y hay un examen de conciencia, un arrepentimiento, la confesión y una determinación para cambiar de vida, menos contaminante, menos consumista, menos egoísta. El Mensaje Francisco con motivo del Día Mundial de la Oración por el cuidado de la creación trata todas estas cuestiones. El Papa llega a sugerir otras dos obras de misericordia a la lista de los siete "corporales" y las siete "espirituales". Las nuevas obras de misericordia son básicamente una sola y es "el cuidado del hogar común", que da el título al mensaje de hoy: "Usemos misericordia con nuestra casa común".

El Día Mundial de Oración por la Creación se celebra en conjunto "con los hermanos y hermanas ortodoxos, y con la adhesión de otras Iglesias y comunidades cristianas". De hecho, el pontífice recordó que el Patriarca Ecuménico Bartolomé I (y su predecesor Dimitrios) han dedicado una gran cantidad de energía en este esfuerzo.

Según el Papa, "en todo el mundo" surgen "iniciativas similares, la promoción de la justicia ambiental, la preocupación por los pobres y el compromiso responsable con la sociedad". Ellos "están fomentando el encuentro entre personas, sobre todo jóvenes, de diversos contextos religiosos"

Hay que decir que el ideal que mueve el Papa no es la ecología de la "Madre Tierra", una naturaleza que quiere eliminar al hombre, sino una "ecología humana" (como a menudo se repite en la encíclica laudato Sí), donde el destino del hombre y de la naturaleza están vinculados: "Cuando maltratamos la naturaleza, maltratamos también a los seres humanos" (n.1).

 

 "El planeta - dice el mensaje - continúa calentándose, en parte debido a la actividad humana: el 2015 fue el año más caluroso de la historia y probablemente el 2016 lo será aún más. Esto hace que las sequías, las inundaciones, cada vez más severos incendios y fenómenos meteorológicos extremos. El cambio climático también contribuyen a la crisis dolorosa de los migrantes forzados. Los pobres del mundo, que también son los menos responsables del cambio climático, son los más vulnerables y ya están sufriendo sus efectos”.

El Jubileo de la Merced es una oportunidad para reconocer "nuestros pecados con  la creación, los pobres y las generaciones futuras". " Como personas acostumbradas a estilos de vida inducidos por una malentendida cultura del bienestar o por un «deseo desordenado de consumir más de lo que realmente se necesita" (ibíd., 123), y como participes de un "un sistema que «ha impuesto la lógica de las ganancias a cualquier costo sin pensar en la exclusión social o la destrucción de la naturaleza», arrepintámonos del mal que estamos haciendo a nuestra casa común" (n. 3).

Después de " un serio examen de conciencia y llenos de arrepentimiento, podemos confesar nuestros pecados contra el Creador, contra la creación, contra nuestros hermanos y hermanas. «El Catecismo de la Iglesia Católica nos hace ver el confesionario como un lugar en el que la verdad nos hace libres para un encuentro». Sabemos que «Dios es más grande que nuestro pecado», de todos los pecados, incluidos aquellos contra la creación. Allí confesamos porque estamos arrepentidos y queremos cambiar. Y la gracia misericordiosa de Dios que recibimos en el sacramento nos ayudará a hacerlo” (n. 4).

"La economía y la política - añade - ). La economía y la política, la sociedad y la cultura, no pueden estar dominadas por una mentalidad del corto plazo y de la búsqueda de un inmediato provecho financiero o electoral. Por el contrario, estas deben ser urgentemente reorientadas hacia el bien común, que incluye la sostenibilidad y el cuidado de la creación". En este sentido, ha recordado la "deuda ecológica" entre el Norte contaminante y Sur que ha sufrido y sufre la contaminación (cf. Laudato Sí, n. 51-52).

"Su regreso - prosigue - haría necesario que se tomase cuidado de la naturaleza de los países más pobres, proporcionándoles recursos financiaros y asistencia técnica que les ayuden a gestionar las consecuencias de los cambios climáticos y a promover el desarrollo sostenible"

El Mensaje también hace la propuesta de añadir una obra de misericordia a los corporales y espirituales, que es "el cuidado del hogar común".

"Como obra de misericordia espiritual, el cuidado de la casa común precisa de «la contemplación agradecida del mundo» (Encíclica Laudato Si’, 214) que «nos permite descubrir a través de cada cosa alguna enseñanza que Dios nos quiere transmitir» (ibíd., 85). Como obra de misericordia corporal, el cuidado de la casa común, necesita «simples gestos cotidianos donde rompemos la lógica de la violencia, del aprovechamiento, del egoísmo […] y se manifiesta en todas las acciones que procuran construir un mundo mejor» ( ibíd., 230-231)" (n. 5).

La conclusión es una oración:

«Oh Dios de los pobres,

ayúdanos a rescatar a los abandonados

y a los olvidados de esta tierra

que son tan valiosos a tus ojos. […]

Dios de amor,

muéstranos nuestro lugar en este mundo

como instrumentos de tu cariño

por todos los seres de esta tierra (ibíd., 246).

Dios de Misericordia, concédenos recibir tu perdón

y de transmitir tu misericordia en toda nuestra casa común.

Alabado seas.

Amen.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Papa a las víctimas del terremoto: “Apenas sea posible también yo espero ir a visitarlos”
28/08/2016 13:40
​Obispo de Bangalore: En Navidad compartamos la alegría de Dios con aquellos que nos hacen el mal
23/12/2015
Papa: El hombre nos es dueño del tiempo, que pertenece a Dios
26/11/2013
Católico arrestado por cultivar cannabis para tratar a su esposa en fase terminal
08/04/2017 12:24