15/02/2016, 13.46
IRAK
Enviar a un amigo

Arzobispo de Erbil: Mi Cuaresma de Misericordia entre los refugiados de Mosul

Mons. Warda cuenta acerca del compromiso en favor de las familias escapadas del Estado Islámico. A los fieles el prelado les pidió “encontrar modos para ayudar a nuestros hermanos evacuados”. De parte de los jóvenes un programa “especial”. El objetivo es garantizar “una vida digna” en Irak, donde “tienen una misión que cumplir”.

Erbil (AsiaNews)- Es una Cuaresma de “Misericordia” y de “obras en favor de las familias cristianas” - evacuadas de Mosul y de la llanura de Nínive desde hace más de dieciocho meses, después de la avanzada del Estado islámico (EI)- la que están viviendo los cristianos de Erbil, en el Kurdistán iraquí. Es lo que cuenta a AsiaNews, el arzobispo mons. Bashar Warda, que recuerda  que el tiempo bendito ha comenzado “el 31 de enero, como está previsto en el calendario caldeo”

Para la ocasión “nuestras siete parroquias- prosigue el prelado- han abierto las puertas desde la mañana hasta la noche, para recibir a los fieles para las oraciones y las misas. En cada iglesia hay también un sacerdote disponible para las confesiones. Y por todo el período cuaresmal se celebra una misa a la mañana, a las once, y otra que se inicia a las 16.30 de la tarde”, a la cual sigue un momento de oración.

“El tema principal de este período” de Cuaresma, cuenta Mons. Warda: “es la Misericordia” sobre la cual se concentra también “mi carta pastoral”. “Pedí que se rezase- agrega- y buscar modos para ayudar a nuestros hermanos y hermanas cristianos evacuados, y que viven ya desde hace tiempo entre nosotros”.

En la noche entre el 6 y el 7 de agosto de 2014, centenares de miles de personas dejaron los pueblos de la llanura de Nínive, desde Qaraqosh hasta Karameles, que son en su mayoría cristianas, encontrando refugio en Erbil y en otras zonas del Kurdistán. Mons. Warda se puso inmediatamente en primera línea para asistir y ayudar. Para las familias evacuadas AsiaNews, lanzó una campaña.“Adopta a un cristiano de Mosul”, que continúa después de la emergencia inmediata para responder a las necesidades por un largo período.

“Nuestros jóvenes- cuenta Mons. Warda- han preparado un programa pastoral especial, para vivir el Evangelio en solidaridad con los evacuados. Hoy, a distancia de diez y ocho meses, hay todavía dos mil familias en las roulottes, acampados en los centros de acogida alrededor de Ankawa”, el barrio cristiano de Erbil. Su vida cotidiana- agrega, es “cada vez más difícil, en tanto crece la demanda de agua, electricidad, manutención ordinaria…”.

En este contexto de dificultades, la Universidad católica de Erbil, en colaboración con los Caballeros de Colón de los EEUU, han iniciado varios “programas de formación espiritual para los evacuados”, en los cuales participan doscientas personas, “que siguen cada viernes, durante cuatro horas” lecciones al respecto. Mientras tanto, y gracias a la ayuda de la diócesis caldea de santo Tomás de Detroit y de las Pontifical Mission Societies “hemos abierto una nueva escuela para evacuados y, sólo en este año, trescientas cincuenta muchachas han podido comenzar el año escolar”.

Mi objetivo y el de toda la diócesis, explica el prelado es “garantizar una vida digna” a los evacuados, dando a ellos “reparo, comida, educación y asistencia médica”. No sólo en las necesidades inmediatas y cotidianas, sino también tratando de buscar un modo “para desarrollar sus habilidades y capacidades, para vivir plenamente nuestra misión cristiana”. Nuestro deseo, agrega, “es construir el futuro de Irak y de la región” a través de la construcción de escuelas, hospitales, universidades. Esto ayudará también a las familias “a permanecer en Erbil, cerca de sus pueblos de Mosul o de la llanura de Nínive”, si bien hasta ahora “al menos cinco mil familias ya han abandonado Irak, arriesgando sus vidas.

La presencia del Estado Islámico, “pone en riesgo la estabilidad” en la zona, concluye Mons. Warda. A pesar de esto, nosotros “continuaremos nuestro trabajo, con el mismo objetivo y compromiso: ayudar a los cristianos iraquíes a vivir una vida digna permaneciendo en Irak, donde tienen una misión que cumplir”.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Sacerdote iraquí: la ‘derrota militar’ de Isis no cancela la amenaza yihadista
03/11/2017 14:18
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Patriarca de Bagdad: En Cuaresma oraciones por la paz en Irak y la unidad de los caldeos
18/02/2015
Planicie de Nínive, no del patriarcado caldeo al enclave cristiano relanzada por obispos sirios
16/05/2017 16:23
Sacerdote iraquí: mi vocación nació en Mosul, del ejemplo de mártires cristianos
24/12/2016 11:25


“L’Asia: ecco il nostro comune compito per il terzo millennio!” - Giovanni Paolo II, da “Alzatevi, andiamo”