20/04/2021, 14.18
INDONESIA
Enviar a un amigo

Católicos indonesios: ética y compromiso para salvar al mundo de la pandemia

de Mathias Hariyadi

Desde el Covid-19 hasta la corrupción, hay muchos males que afectan a nuestro tiempo. Para conducir una sociedad requiere "integridad moral y compromiso", dejando de lado los beneficios personales. El nuevo coronavirus es una oportunidad para "resetear" un modelo de vida que se ha vuelto insostenible. La "conciencia moral" orienta para no perderse en la marea de la información.

 

Yakarta (AsiaNews) - Un liderazgo fundado en "la integridad moral y el compromiso", para ponerse “al servicio" de la comunidad, siguiendo el ejemplo de San Ignacio y sus ejercicios espirituales; la pandemia de Covid-19 es una oportunidad para "resetear" la sociedad y nuestra forma de vida, con sus graves repercusiones al nivel de la salud y económico; y también la capacidad para discernir en la marea de información, incluso falsa, con la que nos bombardean. Estas son algunas de las reflexiones de los tres expositores del seminario dedicado al liderazgo integrado en los tiempos del nuevo coronavirus, promovido por la ONG católica indonesia Bhumiksara Foundation (Bf), que se llevó a cabo el 17 de abril pasado. Son tres figuras destacadas (en las fotos) son en el ámbito cultural, económico y social de Indonesia: Yanuar Nugroho, Agustinus Prasetyantoko y Rhenald Kasali. Asistieron obispos, sacerdotes, laicos y consagrados, intelectuales, académicos y miembros de la sociedad civil, confirmando el valor y la importancia de la ONG en la sociedad indonesia.

A continuación ofrecemos un resumen de las ponencias.

Yanuar Nugroho

Científico y profesor con 12 años de experiencia en la Universidad de Manchester.

Jefe adjunto del gabinete presidencial durante el primer mandato de Joko “Jokowi” Widodo

Ser un líder, especialmente desde una perspectiva católica, implica integridad moral y un gran deseo de trabajar por el bien de los demás. Lo que a nivel espiritual llamamos servicio y queremos practicar como base de la justicia social. Siempre ha existido una fuerte "tensión" entre lo que llamamos "integridad moral"  y los "intereses políticos" cuando se trata de introducir programas de beneficio público. Un ejemplo es el caso del tabaco: como hombre de ciencia, había apoyado la ratificación de una convención internacional. Cuando la ley llegó en la mesa del gobierno, resultó evidente que Indonesia nunca lo haría por razones "técnicas y sociales". Millones de personas perderían sus puestos de trabajo, incluyendo agricultores y trabajadores del sector industrial. Mientras tanto, Indonesia se ha convertido en el principal productor de cigarrillos del mundo.

Como miembro de alto perfil del equipo del presidente (KSP), durante mi mandato renuncié a varios beneficios, como los vehículos de lujo y un conductor. Cuando me di cuenta de que el organismo era un simple engranaje de la maquinaria política, me di cuenta de que lo correcto era irme. Porque, como dice san Ignacio en sus ejercicios espirituales - "Principio y Fundamento [23]" - el compromiso y la integridad moral no descienden repentinamente del cielo.

Agustinus Prasetyantoko

Economista

Decano de la Universidad Católica Atma Jaya, Yakarta

Muchas personas de todo el mundo consideran que la pandemia de Covid-19 es el momento adecuado para "resetear" la forma de vida, no solo a nivel individual sino también en muchos aspectos que afectan a la sociedad. Lo que ocurrido se debe a un comportamiento erróneo de algunos seres humanos, y ahora todos tenemos que pagar las consecuencias por las graves repercusiones a nivel de salud. Y todavía no sabemos cuándo terminará todo esto. Los estudios y análisis elaborados sobre modelos económicos mundiales y difundidos por instituciones autorizadas como el Foro Económico Mundial de Davos y el Fondo Monetario Internacional (FMI) muestran que está surgiendo un nuevo modelo de vida social, que debe ser mucho más "verde" que en el pasado. A la cabeza de la Iglesia católica está el Papa Francisco y sus fenomenales encíclicas, como Laudato si 'y Fratelli Tutti, que representan las bases sobre las cuales hay que “resetear” el mundo.

Rhenald Kasali

Profesor de la Universidad de Indonesia

Ex becario de la Fundación Bhumiksara

Nuestra sociedad está "sobrecargada" de informaciones, tanto si son válidas pero no confirmadas, basada en información sin fundamento o en información que no puede ser confirmada, por pereza o imposibilidad. Estamos viviendo la era de una sociedad desinformada. En este mundo extraño a veces es difícil buscar información confiable debido al flujo masivo, por eso es importante introducir un factor que está dentro de nosotros, nuestra "conciencia moral". Sin embargo, a veces ella también se puede equivocar y por eso debemos prepararnos todos los días con experiencias que favorezcan el discernimiento y la toma de decisiones. La integridad moral se convierte en nuestro "instrumento interno" para discernir.

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Bhumiksara Foundation, la ONG católica que forma a los futuros líderes de la nación
19/04/2021 13:12
En Pontianak, un seminario anticorrupción, orientado a religiosas (Fotos)
28/08/2018 15:45
Thabit Michael, escultor iraquí: la fe en el arte y la espera del Papa
16/02/2021 15:41
El Papa en Irak: un camino de paz, reconciliación y fraternidad (VIDEO)
04/03/2021 16:24


“L’Asia: ecco il nostro comune compito per il terzo millennio!” - Giovanni Paolo II, da “Alzatevi, andiamo”