23/12/2015, 00.00
IRAK
Enviar a un amigo

El Estado islámico contra la Navidad, fiesta “herética”. En Kirkuk fueron profanados dos cementerios cristianos

de Joseph Mahmoud
En Mosul los yihadistas han colocado carteles en los cuales prohíben a los musulmanes recordar la Navidad de los cristianos, calificados como “heréticos”. En Kirkuk, grupos extremistas irrumpieron en dos cementerios, profanando las tumbas. Igualmente la comunidad cristiana reivindica su derecho de celebrar la fiesta. Diputado cristiano denuncia que la comunidad fue diezmada.

Bagdad (AsiaNews)- Nuevos ataques contra los cristianos y las fiestas de Navidad en el norte de Irak llevados a cabo por Daesh (acrónimo árabe del Estado islámico, EI) y otros grupos extremistas. Fuentes de Asianews en el norte del país refieren que los milicianos del ISIS en Mosul han colocado carteles en la ciudad, en los cuales ordenan a los musulmanes “que no festejen” de ninguna manera la Navidad con los cristianos, porque son “heréticos”. En Kirkuk, en cambio, grupos de extremistas islámicos irrumpieron en dos cementerios cristianos, profanando y destruyendo diversas tumbas.

Los cristianos iraquíes responden a quienes se expiden sobre los ataques de estas últimas horas, y afirman que quieren celebrar la fiesta, sin ocuparse de las amenazas y de las intimidaciones.

El Patriarcado caldeo condena los nuevos episodios de violencia e intimidación contra la comunidad cristiana iraquí, y lo hace utilizando las mismas palabras contenidas en el Corán, en el cual se afirma que los cristianos no son heréticos y que la Trinidad es una expresión teológica de la revelación del único Dios.

El libro sagrado de los musulmanes, explican los vértices de la Iglesia caldea, describe a Cristo como “vocero de la Palabra de Dios”. Los cristianos no son politeístas ni infieles, y por eso el Corán afirma que “son los más cercanos a aquellos que creen”.

Algunos fieles de la capital entrevistados por AsiaNews, invitan a los musulmanes a “ocuparse de su fe” y “de dejarnos vivir y celebrar libremente la nuestra” como dice el Corán mismo, que prohíbe “construcciones” en tema de fe y afirma “Yo tengo mi religión y vosotros la vuestra”.

Mientras tanto, el diputado cristiano Yonadam Kanna, presidente del grupo Rafeedain mostró a la Asamblea un documento en el cual se lee que más de 700.000 cristianos han abandonado el país a causa del conflicto y de la violencias en los últimos treinta años. Las migraciones se iniciaron en los últimos años del régimen de Saddam Hussein y aumentaron en los últimos años.

La aparición del Estado islámico y el éxodo de centenares de miles de personas de Mosul y de la llanura de Nínive en el verano de 2014, son el último de una serie de ataques, con profanaciones a iglesias y a lugares de culto, de violencia ejercida tanto sobre individuos como sobre grupos, de erradicación y expropiación de bienes y propiedades. De más de un millón y medio de personas que habitaban allí en el 2003,  se pasó hoy a menos de quinientas mil.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
​Obispo de Bangalore: En Navidad compartamos la alegría de Dios con aquellos que nos hacen el mal
23/12/2015
Sacerdote iraquí: la ‘derrota militar’ de Isis no cancela la amenaza yihadista
03/11/2017 14:18
Patriarca caldeo y el presidente del Parlamento: los cristianos son esenciales para el futuro de Irak
17/11/2014
Patriarca caldeo: En esta Navidad, los cristianos iraquíes ofrecen oraciones y solidaridad a Jerusalén
20/12/2017 11:32