15/01/2019, 10.16
IRÁN - REINO UNIDO
Enviar a un amigo

Teherán, tras denegársele atención médica, británica de origen iraní inicia huelga de hambre

Nazanin Zaghari-Ratcliffe anunció que no consumirá alimentos por 72 horas pero la protesta podría prolongarse. Las autoridades carcelarias le habrían denegado atención médica especializada para dolores de cuello, brazos y piernas. Miembro de una ONG de beneficencia, la mujer fue condenada a cinco años de prisión por haber procurado “derrocar el establishment religioso”. 

Teherán (AsiaNews/Agencias) – Ha comenzado una huelga de hambre de al menos 72 horas para protestar contra el trato recibido en la celda y la prohibición de acceder a atención médica. Es Nazanin Zaghari-Ratcliffe, una ciudadana británica de origen iraní, con doble pasaporte, que se encuentra recluida en una cárcel de Teherán. La mujer de 40 años, gerente de proyectos de la Thomson Reuters Foundation, fue arrestada en abril de 2016 en el aeropuerto de la capital cuando se disponía a regresar a Londres junto a su hija, tras visitar a su familia de origen.

Ayer, el marido, Richard Ratcliffe, anunció el inicio de la protesta durante una conferencia de prensa llevada a cabo en la capital del Reino Unido. “Nazanin me ha llamado esta mañana desde la prisión de Evin –subrayó- para confirmarme que ha iniciado una huelga de hambre. Por ahora, “durará tres días” pero no se excluye que pueda continuar, de no revertirse la situación.

La decisión de la mujer se ha visto motivada por las condiciones a las que estaría sometida en prisión: las guardias carcelarias le habrían denegado atención médica especializada para sus fuertes dolores de cuello y en vista del entumecimineto de brazos y piernas.

Las autoridades penitenciarias y las autoridades del gobierno iraní por el momento no han hecho comentarios oficiales sobre el caso.

Los jueces condenaron a Nazanin Zaghari-Ratcliffe a cinco años de prisión tras hallarla culpable de complot y tentativo de derrocamiento del establishment religioso iraní. Una acusación que fue rechazada por la mujer, por sus familiares y por la misma Fundación para la que trabaja, una ONG dedicada a la beneficencia que funciona de manera independiente en relación al gigante de la información.   

En las últimas horas se refirió al caso el ministro británico de Relaciones Exteriores, Jeremy Hunt, quien ayer convocó al embajador iraní en Londres y solicitó que se garantice inmediatamente la atención y tratamiento médico necesarios. “Su detención prolongada –dijo Hunt- es inaceptable y el trato que le han reservado las autoridades iraníes resulta completamente inaceptable”. Teherán responde con el mismo tono, calificando de “inaceptable” la intromisión “en los asuntos internos”.

Londres ha avisado a todos los ciudadanos británicos de origen iraní que se abstengan de realizar viajes a su país de origen, salvo que sea estrictamente necesario. Según estima Human Rights Watch (HRW), en los últimos años Teherán ha arrestado a varios ciudadanos de doble nacionalidad. 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Teherán libera el buque petrolero secuestrado por los Pasdaran
27/09/2019 10:46
Armas a los sauditas y víctimas en Yemen: Londres bajo proceso
16/02/2017 13:13
Lee Ming-cheh, el activista taiwanés arrestado en China, es llevado a juicio
07/09/2017 15:00
Guerra de aranceles: los estudiantes chinos optan por Londres, en lugar de Washington
28/05/2019 13:31
El sultán devuelve un título honorífico a Oxford, luego del escándalo desatado por las leyes anti-gay
24/05/2019 18:53