22/11/2016, 11.50
SIRIA-ONU
Enviar a un amigo

Conflicto sirio, Onu: un millón de personas sitiadas en Alepo, las condiciones son aterradoras

El responsable de las Naciones Unidas para las operaciones humanitarias habla de personas “aisladas, hambrientas, bombardeadas y privadas de curaciones médicas y de asistencia humanitaria”. De parte de las fuerzas gubernamentales el uso deliberado de “tácticas crueles”. En noviembre los cohetes de los rebeldes provocaron más de 60 víctimas en el sector occidental. La inercia del Consejo de seguridad.

Damasco (AsiaNews/Agencias)- El número de las personas que viven bajo asedio en Sirio duplicó en el último año, pasando de 486.700 a 974.080 en los últimos seis meses. Es cuanto afirmó el coordinador de las operaciones humanitarias de la Onu en Siria, Stephen O´Brien, durante la intervención de ayer en el Consejo de seguridad de las Naciones Unidas. El alto diplomático habló de personas “aisladas, hambrientas, bombardeadas y privas de curaciones médicas y de asistencia humanitaria, para obligarlos a rendirse o a escapar”.

En Siria y en particular en Alepo, la situación parece ser siempre más desesperada. Fuentes locales refieren de disparos de mortero, dispositivos y barriles bomba lanzados por la aviación del régimen sobre el sector oriental. Todo se suma a la gravísima crisis humanitaria a causa de la falta de comida y de la interrupción- prolungada- de la provisión de ayudas.

En la zona este de la metrópolis del norte, un tiempo capital económica y comercial del país y en la cual viven unas doscientas cincuenta mil personas en condiciones de sitiadas, no habría más hospitales que funcionen. En un ataque aéreo de la aviación siria el 20 de noviembre pasado resultó atacado el único hospital todavía operativo y la situación a nivel sanitario es siempre más crítica.

Según la Organización mundial de la salud (OMS) en el este “no hay más hospitales que funcionen”.

Se registran violencias también contra el sector occidental, controlado por el gobierno y habitado por la gran mayoría de la población (más o menos 1,2 millones de personas). Sólo en noviembre cayeron más de 350 ataques con morteros y cohetes lanzados por los rebeldes en modo indiscriminado, que han centrado en su mayor parte de los casos objetivos civiles.

Serían al menos 60 las personas muertas en tres semanas en la zona oeste, los heridos son uno 350. Entre los varios objetivos civiles en la mira de los cohetes lanzados por los rebeldes había también una escuela pública, ya atacada el 20 de noviembre pasado: según fuentes gubernamentales en el ataque habrían muerto al menos 8 niños.

Interviniendo en el Consejo de seguridad de la Onu, Stephen O´Brien denunció la “deliberada táctica de crueldad” utilizada por las fuerzas armadas fieles al presidente sirio Bashar al-Assad. En estas semanas habrían aumentado también las zonas bajo asedio, que ahora comprenden también los suburbios de Jobar, Hajar al-Aswad y Khan al-Shih en Damasco, así como diversos pueblos en el área de Ghouta, en la periferia oriental de la capital.

Además de la capital, la situación más crítica según el alto funcionario de la Onu se registra justamente en Alepo, sobre todo en el sector oriental, donde las condiciones humanitarias pasaron “de terribles a terroríficas” y ahora “es difícil sobrevivir”. Mientras tanto se registró un “aumento total” en el uso de “tácticas crueles” en particular “por parte del gobierno sirio”.

En concreto, O´Brien no ahorró críticas ni siquiera al mismo Consejo de seguridad de las naciones Unidas, desde su punto de vista “aparentemente incapaz o reticente” en el intento de poner fin a la guerra. Por otro lado el veto puesto por Rusia bloqueó hasta ahora todas las iniciativas inherentes a la cuestión siria, elevando la tensión entre las varias potencias.

En el contexto del encuentro, la embajadora de los EEUU en la Onu, Samantha Power difundió una lista de altos oficiales sirios responsables-según Washington- de ataques contra civiles y que serían consignados a la justicia. A despecho de la denuncia, la administración estadounidense se demuestra siempre más débil en el tablero sirio, donde el presidente saliente Barack Obama no quiso nunca comprometerse realmente a fondo en una campaña militar. Esto favoreció la resistencia del gobierno de Damasco, reforzado en el último año por la intervención del aliado ruso y de intervencionismo del presidente Vladimir Putin. Y la conquista de Alepo, en este contexto, parece ser según los expertos “cuestión de semanas” e igualmente alcanzar antes del asentamiento de la nueva administración de los EEUU, el 20 de enero próximo.

En el trasfondo, el presidente electo de EEUU, Donald Trump, que parece intencionado en sanar las relaciones con el Kremlin después de años de hielo. La victoria en las primarias del centro derecha francesa de Francois Fillon, candidato de los republicanos al Elíseo en las próximas presidenciales, parece ser otro elemento a ventaja del gobierno sirio. En estas semanas Fillon repitió varias veces que frente “al totalitarismo islámico” necesita reunir “todas las fuerzas posibles, todos los Estados posibles, que sean ellos democráticos o menos”. Un mensaje dirigido al presidente Assad.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
En riesgo los coloquios EEUU-Rusia sobre Siria. Decenas de familias huyen del este de Alepo
30/09/2016 14:24
Conflicto sirio: para Assad., Trump es un “aliado” en la lucha al terrorismo
16/11/2016 10:36
Misiles yihadistas (y turcos) arrojados contra los barrios cristianos armenios del oeste de Alepo
03/10/2016 15:24
La diplomacia internacional "está trabajando" para detener los combates en Alepo
02/05/2016 11:17
Guerra (verbal) entre Rusia y Estados Unidos sobre el uso de armas químicas en Siria
24/01/2018 09:46


“L’Asia: ecco il nostro comune compito per il terzo millennio!” - Giovanni Paolo II, da “Alzatevi, andiamo”