16/02/2022, 16.20
TAILANDIA
Enviar a un amigo

Bangkok: la policía investiga el tráfico de menores nacidos de madres sustitutas

de Steve Suwannarat

Una niña de un año que desapareció de una guardería hace pocos días podría ser víctima de organizaciones criminales que envían niños al exterior de forma ilegal. A una mujer se le paga hasta 13 mil euros por un embarazo. El aumento de la demanda podría dar lugar a una revisión de la ley que en este momento permite la práctica solo bajo ciertas condiciones.

 

Bangkok (AsiaNews) - Las autoridades tailandesas investigan el caso de una niña de un año que desapareció de una guardería de Bangkok. La pequeña pudo haber sido llevada al exterior por una banda criminal que utilizaría los centros para la atención de recién nacidos o de colocación de trabajadoras domésticas como pantalla para encubrir el tráfico de menores nacidos de madres de alquiler tailandesas. Hasta el momento las investigaciones han determinado que en la ciudad de Nongkhai, en la frontera con Laos, cerca de veinte niños fueron entregados a clientes extranjeros por una activa organización con sucursales en varias otras ciudades del país.

A pesar de que se aprobó una ley para combatir el fenómeno, solo en 2020 el Departamento de Investigaciones Especiales (DSI) confirmó que al menos 300 niños y recién nacidos fueron llevados ilegalmente fuera del país. Sin embargo, con la pandemia de Covid-19, los confinamientos y el consiguiente cierre de las fronteras, un gran número de niños nacidos de madres sustitutas fueron colocados en guarderías cómplices o incluso fundadas con este fin a la espera de ser enviados al exterior.

En el pasado reciente Tailandia ha desempeñado un papel clave en el sudeste asiático para las prácticas de gestación subrogada, que ahora se exportan a otros lugares. La policía denuncia desde hace mucho tiempo que hay organizaciones transnacionales involucradas en la promoción ilícita de la maternidad subrogada. Estas operan en varias regiones, comenzando por las del noreste, las más pobres y densamente pobladas, que están más cerca de las fronteras con Camboya, Laos y China. También se dice que los chinos serían los principales beneficiarios de este comercio.

A las mujeres que están dispuestas a llevar a cabo un embarazo por encargo se les ofrece medio millón de baht (unos 13 mil euros) por cada hijo nacido, cifra que aumenta en el caso de gemelos.

Desde que en 2015 se aprobó la Ley para la protección de los niños nacidos con técnicas de reproducción asistida (Protection of Children Born from Assisted Reproductive Technologies Act, ART Act), han nacido cerca de 500 niños de madres subrogadas que fueron transferidos a padres adoptivos. La ley permite la práctica sólo en caso de infertilidad comprobada de la madre, dentro de un limitado círculo parental, sin ningún intercambio de dinero, con mujeres que ya tienen hijos y con el consentimiento del marido. Sin embargo, la demanda de madres de alquiler residentes en Tailandia sigue siendo alta. Esta situación de persistente ilegalidad, fuerte demanda y la necesidad de muchas mujeres de buscar fuentes de ingresos legales están llevando a replantear la finalidad y los límites de la ley: dentro de un par de meses podría haber una revisión que suponga la flexibilización de los aspectos más restrictivos y una reapertura a las solicitudes del exterior a través de los canales legales.

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Desmantelan banda en hospital:vendían recién nacidos por Wechat a 9.200 dólares
26/06/2018 23:39
Beijing abre presas, alerta máxima en el bajo Mekong en riesgo de inundación
10/09/2014
Temperaturas elevadas y sequía: en Indochina en riesgo la producción de arroz
11/07/2015
Colapsa una represa en Laos: La ola de la crecida se abate sobre Camboya
27/07/2018 16:01
Laos, la presa Don Sahong se hará (gracias a China)
07/01/2015


“L’Asia: ecco il nostro comune compito per il terzo millennio!” - Giovanni Paolo II, da “Alzatevi, andiamo”