24/11/2021, 13.20
INDIA
Enviar a un amigo

Un dalit en Oxford: Suraj Yengde lucha por la emancipación de los 'intocables'

de Alessandra De Poli

Originario de Maharashtra, está terminando su segundo doctorado en la prestigiosa universidad inglesa. Pero todavía  más de 300 millones de indios siguen perteneciendo a las castas desfavorecidas. Y el gobierno podría hacer mucho más, dice a AsiaNews.

Oxford (AsiaNews) - Suraj Yengde es un dalit y está orgulloso de serlo. Lo lleva escrito en su abrigo y en la botella de la que cada tanto toma un sorbo de agua. Ahora vive en Oxford para completar su segundo doctorado, pero es originario de Maharashtra, un estado del centro-oeste de la India. Su investigación se centra en la manera como perduran las castas en distintas partes del mundo. "Aunque no le demos ese nombre, allí donde hay un sistema jerárquico, hay clases de oprimidos y opresores", explica el profesor Yengde a AsiaNews. “En las sociedades basadas en economías de mercado - prosigue el académico - las cosas son ligeramente diferentes porque existe la posibilidad de migrar de una clase social a otra, mientras que en la India nacer en una casta significa estar condenado a permanecer en ella toda la vida. Y con el paso del tiempo la situación se ha hecho más rígida. Aunque ya no es como hace 50 o 60 años, el sistema de castas sigue impregnando toda la vida económica, social y política de la gente”.

Se podría argumentar que es un dalit, un "intocable", y sin embargo pudo hacerlo: enseñó en Harvard y ahora está estudiando en Oxford. “Es cierto, pero soy uno entre 300 millones”, responde Suraj.

Yengde proviene de la ciudad de Nanded, donde "todavía existe un fuerte sistema de castas, casi feudal, aunque con los años se ha formado un movimiento dalit de personas políticamente activas y muy bien informadas". Después de estudiar derecho durante cinco años, se trasladó primero a Mumbai y luego a Johannesburgo, donde realizó una investigación sobre la diáspora india en Sudáfrica. La educación se convierte en un medio de emancipación y posibilidad de redención de toda una comunidad. Suraj pudo hacerlo gracias a las cuotas para dalits y las becas que puso a disposición el gobierno, porque su Estado es uno de los más ricos del país y porque el activismo dalit ha conseguido abrirse camino en el ámbito público en los últimos años.

Pero lo que hace el gobierno no es suficiente: “Todavía hoy los estudiantes se niegan a asistir a las clases impartidas por un profesor dalit o a consumir la comida de la escuela si la prepara un cocinero dalit. El gobierno podría hacer mucho más, como promover figuras positivas de la comunidad, pero no lo hace, porque no tiene interés en hacerlo”.

Yengde continúa con su crítica al Partido Bharatiya Janata (BJP), el partido nacionalista hindú que gobierna el país: "Es un problema que no tiene fin, y es doloroso ver desde lejos cómo van las cosas, cómo el gobierno está eliminando los derechos fundamentales que concede la Constitución de la India. No se puede hablar de democracia en la India. Lo hacen pasar por una cuestión religiosa, pero el gobierno en realidad quiere controlar los recursos económicos de las castas inferiores”, dice Suraj. “El BJP persigue especialmente a los musulmanes, pero sería más correcto decir que persigue los musulmanes desfavorecidos de las castas inferiores. A los musulmanes de las castas superiores, a los que se ven en Bollywood o en los deportes, el gobierno no los toca”.

La represión no se detiene en las fronteras nacionales: a la Hindu American Foundation, apoyada por el gobierno que encabeza Narendra Modi y que opera en Estados Unidos, no le gusta lo que hace Suraj Yengde. "No veo para mí un futuro color de rosa, pero el único camino que tenemos es hacer oír nuestra voz. Si formas parte de una comunidad y puedes tener voz, tienes una responsabilidad con los que forman parte de esa comunidad pero no tienen los medios para hacerse escuchar. No se trata de vivir en el Reino Unido o la India, se trata de los recursos que tienes a tu disposición. Y tienes esa responsabilidad hacia los oprimidos aunque no la quieras”.

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Elecciones 2019, Iglesia a los partidos: Puestos reservados a los dalit cristianos en los programas
01/03/2019 15:44
Lenin Raghuvanshi: ‘Las cuotas para las castas altas son el fracaso de la justicia social’
10/01/2019 16:18
Obispos indios de fiesta: Finalmente la Corte suprema escucha a los cristianos dalit
14/01/2020 16:35
Mumbai, doctora dalit muerta: no se suicidó, fue asesinada
30/05/2019 11:42
Mumbai, doctora se suicida: discriminada por las colegas porque era dalit
28/05/2019 15:46


“L’Asia: ecco il nostro comune compito per il terzo millennio!” - Giovanni Paolo II, da “Alzatevi, andiamo”