30/09/2021, 14.50
ASIA
Enviar a un amigo

Youth4Climate, las voces de Asia por el planeta

de Alessandra De Poli

Cerca de 400 delegados de entre 15 y 29 años entregarán el documento final con sus propuestas para el clima a los ministros asistentes a la COP26. Los del continente asiático compartieron sus preocupaciones y esperanzas con AsiaNews. El mensaje de ayer del Papa: "Quiero agradecerles los sueños y proyectos para hacer el bien que tienen, y por preocuparse tanto por las relaciones humanas como por el cuidado del medio ambiente".

 

Milán (AsiaNews) - Jóvenes investigadores, activistas, fundadores de ONG que luchan contra el cambio climático, sociólogos, ingenieros y periodistas. En los últimos días, casi 400 delegados de todo el mundo llegaron a Milán para el "Youth4Climate: Driving Ambition" (Y4C), el evento organizado por Italia para brindar a los jóvenes la oportunidad de debatir y formular propuestas concretas sobre temas relacionados con el calentamiento global. Tienen entre 15 y 29 años y fueron seleccionados teniendo en cuenta el equilibrio geográfico y de género.

La primera jornada del 28 de septiembre se abrió con el polémico discurso de Greta Thunberg que atacó a los líderes mundiales, a lo que el ministro italiano de Transición Ecológica Roberto Cingolani respondió: "Espero que además de protestar, que es muy útil, nos ayuden a identificar nuevas soluciones visionarias, eso es lo que esperamos de ustedes". Desafío aceptado: al cabo de dos días de discusiones, los delegados entregarán sus propuestas a los ministros que participarán en la 26ª Conferencia de las Partes (COP26) a realizarse en Glasgow el mes que viene. Los jóvenes pasan el testigo a los adultos: “Estas son nuestras soluciones para el clima, ahora verán ustedes cómo ponerlas en práctica”, parecen estar diciendo. Ayer, en un mensaje en video, el Papa agradeció a los jóvenes por sus "sueños y proyectos para hacer el bien". "Debe haber armonía entre las personas y el medio ambiente. No seamos enemigos, no seamos indiferentes", agregó el pontífice.

Ahora que ha llegado el momento de entregar los resultados de las negociaciones, algunos delegados se preguntan si los líderes mundiales dejarán todo en letra muerta. Para Jan Kairel Guillermo, quien no es delegado pero forma parte de la comisión que seleccionó a los participantes, la realización del evento es muy importante tras dos años de pandemia durante los cuales los jóvenes se encontraron en forma virtual. "Me emociona escuchar las historias de los jóvenes que están aquí", dice a AsiaNews, "pero hasta que las Naciones Unidas no hayan creado un mecanismo para que las instituciones incluyan los aportes de los jóvenes en los tratados internacionales, no podremos marcar realmente la diferencia". Jan, un filipino de 28 años, conoce el tema desde adentro porque ya trabaja en las Naciones Unidas en Ginebra y participa en la conferencia como coordinador de los grupos de trabajo. Pero también ha sufrido el efecto del cambio climático en primera persona: “En 2013 sobreviví a uno de los ciclones más fuertes jamás registrados. No es solo que me preocupe el clima. Mi provincia, Leyte, quedó prácticamente destruida por el tifón Haiyan”.

Heeta Lakhani, 30 años, de la India, también comprendió desde muy joven la importancia de la naturaleza incluso en contextos urbanos: “Vengo de Mumbai, que es una ciudad costera. En el paseo frente al mar había una hermosa hilera de cocoteros. Un día pasé por allí y habían arrancado los árboles para un proyecto de embellecimiento de la ciudad. No lograba entender cómo podía ser más hermosa de esa manera". Sin embargo, su primera participación en una conferencia internacional fue como traductora. “En 2015 participé en la COP21 en París, pero estaba allí para traducir del alemán. Después de esa experiencia, me di cuenta de que se pueden cambiar las cosas si te involucras. Dejé mi trabajo, me inscribí en una Maestría en Estudios Ambientales y comencé a hacer voluntariado por el clima”. Heeta es miembro de Youngo, la comisión de jóvenes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (UNFCCC).

Las comunidades indígenas también están representadas. Anish Shrestha, de 29 años, viene de Nepal y ha sido su portavoz: "Los pueblos del sur de Asia soportan la carga del cambio climático a pesar de que contaminan menos que las naciones desarrolladas". Creó la Fundación Yfeed para proteger los derechos de los nativos de su país, donde casi el 36% de la población pertenece a una de las tribus indígenas. Los pueblos indígenas están entre las principales víctimas del cambio climático, pero también son un elemento fundamental para mitigar los efectos nocivos de la acción humana sobre el medio ambiente. "En Nepal, el deshielo de los glaciares del Himalaya es un problema muy grave", explicó Anish a AsiaNews. “Estamos perdiendo un recurso fundamental para el turismo, pero también para las prácticas tradicionales. Los jóvenes abandonan la agricultura porque los campos son cada vez menos fértiles. El cambio climático repercute en el estilo de vida de los pueblos indígenas, pero también en la economía de todo el país”.

Taimoor Siddiqui viene de Hyderabad, habla de manera apasionada, sus ojos brillan cuando se refiere a la necesidad de que los países menos desarrollados también reduzcan las emisiones de CO2. “Según el Índice Climático, Pakistán es el quinto país en vulnerabilidad climática. Estamos invirtiendo para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU para 2030, pero seguimos siendo un país frágil. Si los Estados más desarrollados lo han logrado, ¿por qué no podemos hacerlo también nosotros?”, Pregunta Taimoor, quien ha involucrado a casi 17.000 personas en sus iniciativas educativas en Pakistán. “Los países más desarrollados son como hermanos mayores para los países en desarrollo. Tenemos que pensar como una familia, porque ... sharing is caring”. Compartir (recursos financieros, en este caso) es una forma de cuidar que nos hace bien a todos.

Mayumi Sato, de 26 años, originaria de Japón, estudió en la Universidad de Cambridge y ahora está haciendo un doctorado de investigación sobre el impacto del cambio climático en los presos: “Muchos reclusos tuitean sobre sus condiciones de vida en la cárcel; también hablan de la contaminación del aire, porque las cárceles suelen estar ubicadas cerca de lugares donde se liberan productos tóxicos". Los problemas ambientales están entrelazados con los sociales. Pero Mayumi es realista: “Está claro que el Y4C es un evento poco concreto desde muchos puntos de vista. Nadie espera encontrar una solución en pocos días de negociaciones. Pero estar aquí permite comprender a los demás. Es un proceso y espero que ayude a mantener vivo el entusiasmo en los más jóvenes”.

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
¿El sudeste asiático puede llegar a la deforestación cero para 2030?
03/11/2021 15:52
"Monumental" acuerdo internacional en contra de gases de efecto invernadero
15/10/2016 15:49
Maharashtra, miles de tribales unidos para conservar las tradiciones indígenas
18/01/2020 14:37
Un nuevo estudio demuestra que se ha subestimado el aumento del nivel del mar
07/07/2021 14:16
De los obispos filipinos, 15 "consejos prácticos" contra el cambio climático
13/11/2015