21/08/2021, 10.46
INDONESIA
Enviar a un amigo

Yogyakarta: ordenación de 8 nuevos sacerdotes jesuitas

de Mathias Hariyadi

Es la mayor ordenación de los últimos años en la provincia de Indonesia. La labor en las zonas remotas de la diócesis de Ketapang, donde todavía hay muchos indígenas dayaks, es fundamental.

Yakarta (AsiaNews) - El 19 de agosto, el arzobispo de Semarang, Robertus Rubiyatmoko, ordenó a ocho sacerdotes jesuitas en la iglesia de San Antonio de Padua en Yogyakarta, en la provincia de Java Central. Es la mayor ordenación de los últimos años para la Provincia Jesuita de Indonesia (Provindo). Los nuevos sacerdotes proceden de varias diócesis de Indonesia (Banjarmasin en Kalimantan del Sur, Pangkalpinang y Lampung en la isla de Sumatra, Yakarta y la arquidiócesis de Semarang). 

Durante su homilía, el arzobispo Rubiyatmoko se dirigió a los nuevos sacerdotes y dijo: "Cada uno de ustedes está llamado a ser un hombre de Iglesia, un hombre de oración y un hombre de evangelización". 

"Como jesuitas y hombres llamados a una misión sagrada, se espera que cada uno de ustedes muestre un corazón alegre y el espíritu para llevar a cabo vuestra su tarea dondequiera que sean enviados", comentó el P. Benedictus Hari Juliawan, superior de Provindo.

Luego, el padre Juliawan asignó una nueva tarea pastoral al padre Philipus Bagus Widyawan, de la parroquia de Santa María Bayat, en Klaten. El P. Widyawan servirá en la parroquia de St. Martin's en Balai Berkuak, una localidad remota en la diócesis de Ketapang, provincia de Kalimantan Occidental. El propósito de Widyawan (el primer jesuita que se convierte en párroco en la diócesis de Ketapang) es prestar especial atención al pueblo de Botong, que podría convertirse en una nueva parroquia.

Desde 1910, cuando el cristianismo fue introducido por primera vez por los misioneros laicos de Shantou, procedentes de la China continental, la diócesis de Ketapang se ha encontrado a menudo aislada por el mal estado de las carreteras y la falta de electricidad y, por consiguiente, de comunicaciones. Ir de Ketapang a Balai Berkuak toma entre 7 y 8 horas en coche. Desde allí, se tarda 3-4 horas más en llegar a Botong.

"Los que van a Botong deben tener una fuerte motivación y gran valor, tanto durante el viaje hacia el interior como para cruzar el río", declaró a AsiaNews Simon Yogatomo, secretario de la diócesis de Ketapang. " Markus Mardius, un nativo Dayak de Ketapang, añadió: "Hay que llevar 2-3 contenedores de gasolina durante el viaje porque no hay ninguna gasolinera.

Muchas veces los indígenas dayaks no tienen más opción que abandonar sus aldeas para poder asistir a la escuela en las ciudades. En estas zonas remotas, las religiosas agustinas, los Hermanos de María Inmaculada y los padres jesuitas trabajan en el campo de la educación para que los indígenas no tengan que irse y puedan permanecer en Kalimantan Occidental.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
En Yogyakarta, ordenaron a cinco sacerdotes jesuitas
26/07/2018 12:50
Contra la crisis de vocaciones, los jesuitas hindúes festejan con 21 nuevos sacerdotes
05/11/2014
La evangelización en las zonas remotas de Kalimantan, donde la misión vence a las adversidades
12/01/2017 17:09
Malang, ordenados siete sacerdotes en un solo día
04/11/2019 17:09
Malang, 10 mil fieles reciben a su nuevo obispo
03/09/2016 11:22