12/03/2015, 00.00
PAQUISTAN
Enviar a un amigo

Lahore, cristiano de 20 años, torturado y asesinado por la policía

Zubair Masih sufrió violencias por una entera noche bajo la custodia de la policía. Había sido detenido junto a algunos parientes, como consecuencia de unas acusaciones hechas por un musulmán contra la madre por robo. La intervención de activistas y sociedad civil permitió abrir una investigación contra los agentes. Son pocas las esperanzas de parte de la familia de obtener justicia.

Lahore (AsiaNews)- La policía paquistaní ha torturado a muerte a un joven cristiano, cuya madre fue acusada precedentemente de haber robado oro en la casa donde trabajaba, de un musulmán. Según los investigadores la mujer habría tomado algunos objetos de oro de la habitación de Abdul Jabar, en el lugar donde la mujer era empleada como doméstica, con un sueldo inferior a los 20 dólares por mes. Zubair Masih, de 20 años fue detenido por un grupo de agentes, que estaban averiguando sobre la denuncia del hurto del cual acusaban a su madre, Ayesha Bibi; mientras tanto el joven, a diferencia de los otros familiares fue dejado detenido y murió en las horas sucesivas estando bajo la custodia de las fuerzas de seguridad. El hecho sucedió en Lahore, en el Punjab, y según las primeras reconstrucciones del hecho dadas por los activistas de Class (Center for Legal Aid Assitance and Settement) el joven habría sufrido "torturas y violencias durante toda la noche", por parte de los policías. A la mañana siguiente su cuerpo, sin vida fue "descargado delante de la casa de sus padres".

La cuestión nace de la acusación de robo que hizo Jabbar en relación con Ayesha (en la foto), cosa que la mujer desmiente categóricamente. Una noche, el patrón musulmán irrumpió con un grupo de policías en la casa de la viuda cristiana, acusándola de haber robado oro por un valor poco superior a los 350 dólares.

La policía le pegó y se llevó a la mujer, arrastrándola hacia la casa del hermano, Arshad Masih, donde viven sus dos hijos. Según el patrón, Ayesha habría consignado lo robado a ellos, mientras tanto la madre continuaba a declararse inocente.

Jabbar inició a pegar violentamente a Ayesha, bajo la mirada indiferente de los policías; luego los agentes detuvieron a la familia entera, conduciéndolos a la comisaría cercana, para continuar el interrogatorio. Durante las horas sucesivas, los agentes violentaron y torturaron a toda la familia cristiana, fracturándole un brazo a la mujer. Al final, los policías dejaron libres a todos los parientes, dejando detenido sólo a Zubair.

La familia en seguida temió por la suerte del joven, porque a menudo la policía usa violencia durante los interrogatorios, en particular contra los cristianos. Y los temores se confirmaron fundados, cuando a la mañana del 6 de marzo, ellos descubrieron el cadáver del joven delante de la casa. Los médicos han confirmado que el deceso fue consecuencia de torturas.

Por dos días la familia protestó delante de las oficinas de los policías; a continuación de un preocuparse de algunos  activistas y la sociedad civil, el 8 de marzo los investigadores han iniciado un sumario a cargo de un oficial y tres agentes. A despecho de las promesas de justicia, con mucha probabilidad la cuestión se concluirá en una mísera indemnización en dinero a la familia, mientras que los policías quedaran

Con más de 180 millones de habitantes (97% musulmanes), Paquistán es la sexta nación más poblada en el mundo y segunda entre los países musulmanes después de Indonesia. Un 80% es musulmán sunnita, y los chiitas son el 20%. Hay también hindúes (1,85%), cristianos (1.6%) y sikh (0,04%). Los ataques contra las minorías étnicas y religiosas se verifican en todo el territorio nacional, pero en los últimos años se registró una verdadera escalada. Decenas de episodios de violencia, entre ataques seleccionados contra enteras comunidades (Gojra en el 2009 o a a Joseph Colony de Lahore en marzo 2013), lugares de culto (Peshawar en septiembre de 2013) o abusos contra simples individuos (Sawan Masih y Asia Bibi, Rimsha Masih o el jovén Robert Fanish Masih, también muerto en la cárcel), a menudo realizados con el pretexto de la ley sobre la blasfemia.

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Atentado en Quetta: un católico murió en el hospital por ‘negligencia médica’ (Video)
17/04/2018 13:54
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Goa, otras cruces destruidas. Pero el católico 'culpable' estaba en la cárcel
26/07/2017 13:17
Putin se vacuna; Navalny cuenta sobre el campo de concentración
23/03/2021 11:28
Testigo de Jehová en la cárcel por 4 meses: prohibida la lectura de la Biblia
08/06/2019 11:36


“L’Asia: ecco il nostro comune compito per il terzo millennio!” - Giovanni Paolo II, da “Alzatevi, andiamo”