06/04/2017, 16.15
VATICANO
Enviar a un amigo

En el mundo aumentan los creyentes católicos así como los obispos y misioneros laicos, pero disminuyen los sacerdotes y religiosas

Los 1.285 millones de católicos comprenden el 17,7% de la población mundial. Son 3,2 por cada 100 habitantes en Asia, 19,4 en África, 26,4 en Oceanía, 39,9 en Europa y 63,7 en América. Asia, con 34.741, es el continente que cuenta con el mayor número de seminaristas.  

Ciudad del Vaticano (AsiaNews) – En el mundo, aumentan los católicos (que pasaron de ser 1.272 millones en 2014 a 1.285 millones en el 2015) y también crece el número de obispos, diáconos permanentes, misioneros laicos y catequistas, pero disminuye el de sacerdotes, religiosas y seminaristas. Son algunos de los datos que surgen de la publicación del Anuario Pontificio 2017 y del  Annuarium Statisticum Ecclesiae 2015, que está siendo distribuido en las librerías.

El número de católicos bautizados ha pasado de ser 1.272 millones en el 2014 a 1.285 millones en el 2015, con un incremento relativo del 1%. Este comprende al 17,7% de la población total. En particular, los católicos son 3,2 por cada 100 habitantes en Asia, 19,4 en África, 26,4 en Oceanía, 39,9 en Europa y 63,7 en América. “Si se adopta una prospectiva a mediano plazo, por ejemplo con referencia al 2010, se constata un crecimiento todavía más robusto, equivalente al 7,4%. La dinámica de dicho incremento varía de continente a continente: mientras que en África, en efecto, se registra un aumento del 19,4%, siendo que el número de católicos ha pasado, en el mismo período, de 186 a 222 millones, en Europa, en cambio, se manifiesta una situación de estabilidad (en el 2015, los católicos suman casi 286 millones y son poco más de 800.000 más con respecto al 2010, y 1,3 millones menos con respecto al 2014). Dicho estancamiento ha de imputarse a la bien conocida situación demográfica, cuya población no pasa de un leve aumento, e incluso está previsto un franco declive para los próximos años.  Situaciones intermedias entre las dos descriptas anteriormente son las registradas en América y en Asia,  donde el crecimiento de los católicos es ciertamente importante (+6,7% y +9,1%, respectivamente), pero que está totalmente en línea con el desarrollo demográfico de estos dos continentes. La misma inmovilidad, aunque obviamente sobre valores absolutos inferiores, se observa en Oceanía”.

En cuanto  los clérigos, en el 2015 sumaban 466.215, con 5.304 obispos, 415.656 sacerdotes y 45.255 diáconos permanentes.

El número de obispos ha aumentado a lo largo del tiempo, a fin de satisfacer las exigencias de un número de fieles que se ha ido incrementando y de un re-equilibrio numérico y funcional en cuanto al cuerpo sacerdotal se refiere. En el último quinquenio, se ha registrado un incremento del 3,9%. Dicha tendencia de crecimiento puede ser hallada en todos los continentes.

Se encuentra en disminución, en cambio, el número de sacerdotes si se lo compara con el año anterior, invirtiendo así la tendencia creciente que ha caracterizado los años que van del 2000 al 2014. La disminución entre el 2014 y el 2015 es de 136 unidades y afecta particularmente al continente europeo (-2.502 unidades), dado que para el resto de los continentes se registran, de un año al otro, variaciones positivas: +1.133 unidades para África, +47 para América, +1.104 para Asia y +82 para Oceanía. La suma global de sacerdotes en el mundo en el 2015, en comparación al 2010, ha sufrido un aumento de 0,83% (pasando de 412.236 a 415.656 unidades). En tanto África y Asia muestran un movimiento sostenido (+17,4% y +13,3% respectivamente) y América se mantiene prácticamente estable (+0,35%), Europa y Oceanía registran, en cambio y para el mismo período, tasas de variación marcadamente negativas y equivalentes a -5,8 y a -2,0 por ciento respectivamente.

La disminución depende de los sacerdotes religiosos. Los diocesanos, en efecto, han pasado de 277.009 en el 2010 a 281.514 en el 2015, mientras que los religiosos se muestran en constante disminución (-0,8% en el período examinado), frenándose en poco más de 134.000 en el 2015.

Continúan creciendo los diáconos permanentes, que en el 2015 aumentaron un 14,4% en comparación al dato de cinco años antes, pasado de 39.564 a 45.255 unidades. El número de diáconos muestra una mejoría en todos los continentes, y a ritmos significativos.

Una ligera caída puede observarse en los religiosos profesos que no son sacerdotes: si sumaban 54.665 unidades en el 2010, pasaron a ser 54.229 en el 2015. La curva negativa ha de atribuirse, en orden de importancia, al grupo europeo, al americano y al oceánico, mientras que en África estos operadores se han incrementado al igual que en Asia, aunque en menor medida.  

Es rotunda, en cambio, la disminución que se observa en las religiosas profesas: caen desde 721.935 unidades en el 2010, a 670.320 en el 2015, con una curva negativa equivalente a un 7,1%. En este caso se observan profundas diferencias. En África crecen, pasando de 66.375 en el 2010 a 71.567 en el 2015, con un aumento relativo del 7,8%. Le sigue el área de Asia del Sureste, donde las religiosas profesas han pasado de ser 160.564 en el 2010 a 166.786 en el 2015, con un incremento equivalente al 3,9% en todo el período y a una tasa de crecimiento anual promedio del  0,78%. Disminuyen, en cambio, en América Central y en América del Sur: desde el inicio del período y hasta su fin, las religiosas pasan de 122.213 a ser 112.051 en el 2015, con una caída a nivel global del 8,3% y una caída anual promedio de -1,7%. Por último, se enumeran tres áreas continentales que tienen en común una contracción que salta a la vista: se trata de América del Norte (-17,9% en el período total y un -3,6% como tasa de variación promedio anual), de Europa (-13,4% y -2,7%) y de Oceanía (-13,8% y -2,7%). Estas áreas, por ende,  resultan relevantes para el dato mundial.

Prosigue la caída que, ya desde hace algunos años, caracteriza la marcha de las vocaciones sacerdotales: en el 2015 los seminaristas mayores sumaban 116.843 unidades, contra los 116.939 del 2014, los 118.251 del 2013, los 120.051 del 2012, los 120.616 del 2011 y los 118.990 del 2010. También en este caso, se observan diferencias significativas. En África, el número de seminaristas mayores del quinquenio examinado ha aumentado de manera constante, llegando a un incremento del 7,7% si se toma el período completo. En todas las zonas de América se ha asistido a una disminución de las vocaciones, que se ha concretizado en una variación de -8,1%. En el Oriente Medio  la disminución ha sido acentuada hasta el 2013, y la marcha que devino después no muestra tendencias unívocas; ocurre lo inverso en Asia Sudoriental, donde al crecimiento inicial concluido en el 2012 (+4,5% en comparación al 2010), le siguió una acentuada disminución que ha llevado al número de seminaristas mayores, en el 2015, a un nivel de -1,6% del máximo registrado en 2012;  lo que se observa a continuación es una caída continua en el número de seminaristas, que en el 2015 resulta un 6,9% inferior al dato registrado en el 2012. De 116.843 seminaristas en todo el mundo en el 2015, el continente que muestra el mayor número de sacerdotes es Asia con 34.741 unidades. Le siguen América con 33.512 unidades y África con 29.007, luego Europa con 18.579, y, por último, Oceanía, con 1.004 seminaristas.

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Los católicos aumentan y suman casi 1.400 millones a nivel mundial
13/06/2018 15:58
Los católicos del mundo son casi 1.300 millones y crecieron más que la población
07/03/2016 16:21
En el mundo hay más católicos, ahora son 1.313 millones
07/03/2019 11:39
En el mundo hay más católicos y más sacerdotes
16/04/2015
Hanói, misión y vida religiosa: temas centrales de la visita del Card. Braz de Aviz
11/09/2018 12:54