11/09/2017, 22.03
INDIA
Enviar a un amigo

Nueva Delhi, la prohibición de las rupias “un suicidio”

de Jaswant Kaur*

La política monetaria del Premier Narendra Modi fue presentada como lucha a la falsificación de moneda. En realidad la “desmonetización ayudó al gobierno a vencer las elecciones en Uttar Pradesh”. Disminución del poder de compra de los consumidores y de las inversiones de los empresarios; aumento del débito y del gasto para imprimir moneda.

Nueva Delhi (AsiaNews)- La prohibición de la emisión de monedas de 500 y 1000 rupias fue un verdadero y propio “acto de suicidio”. Con estas palabras, Jaswant Kaur, secretario y director de comunicaciones de Deepalaya, comenta la “desmonetización”, o sea la política monetaria aprobada en noviembre de 2016 por el Premier narendra Modi. Presentada al público como un intento de combatir la corrupción, ella en realidad dejó arruinado a millones de campesinos y pobres, sobre todo en el campo. Como ya lo hizo notar AsiaNews, la maniobra sirvió sólo al partido del BJP (Bharatiya Janta Party) para ganar las elecciones en Uttar Pradesh. A continuación la opinión del experto (traducción a cargo de AsiaNews).

Este mes el gobierno indio tiene dos importantes relaciones para profundizar. El primero es el de la Reserve Bank of India (Rbi), que al final publicó su relación anual. En el cual se afirma que el 99% de los billetes que fueron desechados de un día al otro durante la noche del 8 de noviembre de 2016, fueron recolocadas en el sistema bancario. En otras palabras, la pretensión del Premier Narendra Modi que afirmó que las personas que poseían monedas falsificadas habrían pasado noches insomnes, se reveló no sólo una equivocada, pero también consintió a los acumuladores compulsivos el legitimar los contactos sospechosos de los cuales estaban en posesión.

El segundo es de Raghuram Rajan, ex gobernador de la Reserve Bank, que al final habló de desmonetización. Esto significa que el gobierno adoptó esta elección en el arco de 2 meses, sin ninguna preparación, sin ni siquiera considerar las posiciones favorables y contrarias.

El libro confirmó las opiniones de los críticos expresan desde hace tiempo. Rajan también ha dicho que el gobierno pidió el propio parecer sobre la desmonetización y él presentó una nota detallada con la lista de los pre-requisitos necesarios al desecho de los billetes y el tiempo necesario para llevar a término esta gigantesca tarea. Él sugirió no sólo el procedimiento sino también las alternativas que habrían podido salvar la economía de este colosal disparate que cometió el gobierno, si bien (con el objetivo) de ganarse el corazón de las personas, en particular el del Estado más poblado-Uttar Pradesh.

Seguramente la desmonetización ayudó al gobierno para ganar las elecciones en Uttar Pradesh. El hombre común, aquel que no entiende la compleja fórmula que domina la economía, estaba feliz no obstante los problemas que debía enfrentar en las largas colas para cambiar el dinero. De algún modo él tenía la íntima convicción que Modi estuviese haciendo algo y que habría juntado los frutos a largo plazo.

Fue solo cuando el trabajador precario tuvo que luchar para encontrar trabajo, cuando el pequeño y medio empresario no tuvo más dinero para comprar materiales crudos o para pagar los sueldos, que las personas han iniciado a realizar la locura que el gobierno había realizado. La situación en las ciudades era lo mejor de los pueblos remotos, donde los bancos no tenían dinero en efectivo para dar a las personas. Hemos observado a mujeres, jóvenes y ancianos que, dejaban las tareas domésticas, hacían enormes colas para poder tener algo de dinero,.

El gobierno ignoró las advertencias del ex gobernador de la RBI, el cual (afirmaba) que los beneficios a largo plazo habrían tenido un mayor peso de costos económicos en una  breve durada o período. Los resultados son claros. La economía, que en el último trimestre de 2015-16 había crecido hasta un 7,9%, entre octubre y diciembre de 2016 disminuyó la carrera al 7% y más aún hasta el 6,1% entre enero-marzo 2017 y 5,7% entre abril-junio de 2017.Y no termina aquí. El efecto a cascada será ulterior.

El poder de compra de los consumidores continúa siendo bajo y los empresarios desconfían hacer negocios u inversiones. El porcentaje de consumo privado del producto interno bruto /GDP) se redujo del 62,25 entre enero-marzo a 62,3% entre abril-junio 2017. La deuda pública ya alcanzó el 92,6% del nivel anual entre abril y junio 2017, dejando poco margen por aquello que se llama consolidación fiscal, que el gobierno bloqueó en los últimos dos años.

El gobierno está aumentando el gasto para estimular la demanda. Pero el actual estado de la deuda pública no deja espacio para ulteriores gastos. Ahora el gobierno puede que sea continuar gastando y superar su objetivo de déficit fiscal al menos de dos veces el límite y enfrentar la ira de las agencias de rating o puede reducir el gasto sin esperar el crecimiento. Hasta ahora las agencias han considerado a la economía india como una de las más robustas del mundo. El día después de la desmonetización, las cosas no serán las mismas. Y sí, el efecto de la disminución de la menda continuará también el próximo año fiscal.

El sector informal sufrió el golpe más grande. Los trabajadores no especializados, que normalmente desarrollaban tareas no calificadas, ahora no tienen un empleo. Durante la desmonetización los campesinos fueron obligados a vender sus productos a un precio inferior. ¿Cómo hará el gobierno para pretender que ellos logren pagar sus deudas agrícolas? Bajo presión, algunos estados fueron obligados a cancelar gran parte de sus deudas sobre la cosecha, lo cual podría tener impacto negativo sobre el crecimiento y empeorar la situación de la deuda fiscal. Ellos no tienen  otra elección que frenar los gastos de capital. En pocas palabras, la tendencia del crecimiento no es más emocionante.

No obstante una baja tasa de interés, los bancos no han visto algún aumento de crédito. Al contrario, hubo un pico de préstamos mal hechos. Seguramente el golpe maestro causó muchos daños al país y al hombre común.

Rajan sostiene que “sólo un gobierno autoritario puede tranquilamente provocar tal miseria al pueblo, con millones de personas inocentes que son privadas de su dinero y sometidas a sufrimientos, molestias y ofensas porque tratan de volver a tener su propio dinero”.

Y aquellos que han apoyado a esta oportunidad de convertir el dinero falso en dinero limpio han demostrado depósitos en dinero en sus declaraciones de sus réditos y depósitos fiscales ye impuestos prescriptos. Ellos están muy seguros que saldrán limpios como ya sucedió en el pasado.

El informe indica que “el gobierno espera que todos los billetes especificados serán restituidos al sistema bancario para que sean de uso efectivo”. Es obvio que el ministerio de las Finanzas piensa que las personas se hayan olvidado de lo que Modi dijo el 8 de noviembre de 2016. Esas palabras resuenan todavía en nuestros oídos, Jaitley Saab (“señor Jaitely”, referido el ministro de las financias Arun Jaitley-Ndr). Modi afirmó gritando: “Los billetes de 500 y 1000 rupias, son acumulados por elementos anti-nacionalistas y anti-sociales y se convertirán en inútiles pedazos de papel”.

Y muchos han hecho similares afirmaciones, como el procurador general Mukul Rohtagi, Bibek Debroy, miembro de Niti Ayog y otros.

Con la publicación de estos informes, parece que el gobierno esté intentando reasegurarse a sí mismo y que la entera obra no fue un fracaso. Por el contrario, el costo de la impresión de los billetes se duplicaron y la RBI tuvo que gastar 79,65 millardos de rupias (279 millones de euros, ndr9 entre junio de 2016 y junio de 2017, respecto a los 34,2 millardos de rupias (279 millones de euros, ndr) gastados entre 2015 y 2016. Cerca de 23,8 millardos de billetes fueron colocadas en el mercado. El valor real de la rupias de 500 y las de 2000 es mucho más grande respecto al precio de impresión. Se necesitarán al menos 2 o 3 años antes que India se reprenda del shock de la llamada desmonetización.

 

*secretario y director de Comunicaciones de Deepalaya

 

(Se contó con la  colaboración de Purushottam Nayak)

 

   

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Sacerdote iraquí: la ‘derrota militar’ de Isis no cancela la amenaza yihadista
03/11/2017 14:18
Activista indio: la prohibición de las rupias atenta contra el pueblo
13/12/2016 15:44
Tras una semana del retiro de las rupias: cines, mercados y negocios “desiertos y registrando pérdidas”
15/11/2016 13:13
Lucha contra la falsificación: fueron retirados de circulación los billetes de 500 y 1000 rupias
09/11/2016 10:50