12/11/2013, 00.00
FILIPINAS
Enviar a un amigo

Tifón Haiyan: Manila declara el estado de calamidad, una nueva tempestad obstaculiza los socorros

El presidente filipino quiere acelerar las operaciones de ayuda a las víctimas. Pero las abundantes lluvias causadas por una depresión tropical hacen difícil las operaciones. Los evacuados son más de 600 mil, pero aún no hay datos oficiales sobre la tragedia. Se arriesga el crecimiento económico del país. Primeros ataques al ejecutivo por la gestión de la emergencia tifón.

Manila (AsiaNews/Agencias)- El presidente filipino Benigno Aquino declaró el estado de calamidad natural, para acelerar  la transferencia de ayudas a las áreas golpeadas por el paso del tifón Haiyan. El super-tifón, rebautizado Yolanda, se abatió en los días pasados en la zona Mientras tanto central del archipiélago, partiendo de la costa oriental y provocando miles de víctimas (3 mil aquellas confirmadas, pero serían más de 10 mil de una estimación parcial). Parece ya cierto que será superado el número de muertos causado por Thelma en 1991, hasta ahora considerado el tifón más devastador en la historia de Filipinas.

Mientras tanto las abundantes lluvias caídas en estas últimas horas luego del paso del tifón, han complicado las operaciones de operaciones de las escuadras de la Protección civil. Manila hasta ahora aportó 18,7 billones de pesos (430 millones de dólares) para la reconstrucción, mientras que la comunidad internacional se movilizó en una carrera de solidaridad para ayudar a las población.

Según el gobierno filipino, las devastaciones causadas por Yolanda, que se abatió sobre el País el 8 de noviembre pasado, hace arriesgar la economía nacional del país. La catástrofe ha tocado al menos a 10 millones de personas, muchas de las cuales son niños. En la sola Tacloban (ciudad de 200 mil personas, a 650 Km de manila) se contarían 10 mil víctimas, también si faltan datos oficiales. Hasta ahora 22 naciones se han ofrecido para llevar ayuda y asistencia; Manila ha puesto al ejército en muchas áreas para evitar episodios de robos y garantizar la distribución de materiales de primera necesidad.

Según las primeras estimaciones los evacuados serían unos 660 mil y los daños provocados evaluados entre los 12 y 15 billones de dólares, un 5% de la entera economía de Filipinas. Para los analistas sería "una catástrofe" para una economía emergente y que se estaba asomando justo en este último período con una particular fuerza en el panorama internacional. El Producto interno bruto (Pil) de las áreas tocadas por el paso del tifón podría descender "hasta un 10% en el próximo año; éstas producen riqueza y bienestar por un volumen cerca del 12% del total nacional.

Mientras tanto empezó una nueva depresión tropical sobre filipinas, que ya tocó la ciudad de Davao luego de haber tocado tierra en un primer momento en la isla meridional de Mindanao. Al menos 30 diversos sectores, entre Mindanao y Visayas, están bajo las lluvias y permanece la señal de alerta, con lluvias de moderadas a intensas.

No faltan tampoco, las primeras polémicas dirigidas contra el ejecutivo del presidente Aquino, considerado como responsable por no haber puesto o tomado las medidas posibles y necesarias para frenar los daños del súper-tifón. Entre las voces críticas la de Benito Li, docente de ciencias políticas en la Universidad de manila, según el cual el caos de hoy "muestra que este ejecutivo no aprendió nada" de las tragedias del pasado.

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Centenares de parientes de las víctimas del 11/9 inician acciones legales contra Riad
22/03/2017 13:04
Corte suprema de Moscú: Los Testigos de Jehová están fuera de la ley
21/04/2017 12:09
Sacerdote iraquí: la ‘derrota militar’ de Isis no cancela la amenaza yihadista
03/11/2017 14:18
Católico arrestado por cultivar cannabis para tratar a su esposa en fase terminal
08/04/2017 12:24